Demora récord: se tarda un año en vender departamentos chicos

Información General

En comparación al 2018 el tiempo de publicación creció un 27% en 2019. Las propiedades más grandes están más tiempo. Es como consecuencia del parate del sector y del dólar alto.

Las inmobiliarias siguen batiendo récords. Durante todo 2019 los inmuebles estuvieron en promedio publicados más de un año para su venta, algo que antes solo pasaba con las unidades grandes o en zonas difíciles de comercializar.

“Un aviso que deja de estar publicado en nuestro sitio se puede producir por diversas razones y no necesariamente debido a que la propiedad fue vendida, de manera que el tiempo promedio que manejamos puede distar un poco de la realidad. Sin embargo, al comparar periódicamente, si podemos mostrar tendencias bastante precisas. Observamos que los días promedio de publicación de los departamentos de dos ambientes en CABA aumentó un 27% en 2019 respecto a 2018” , sostuvo Esteban Angulo, gerente regional de Contenidos de Clasificados de Mercado Libre.

El dato que más sorprende es que hoy, “hay avisos que superan el año de publicados”, en departamentos de dos ambientes, algo impensado años atrás.

Y es que el mercado inmobiliario atraviesa la peor crisis de su historia. Según el Colegio de Escribanos de la Ciudad de Buenos Aires, en diciembre hubo un total de 3.265 actos de escrituras lo que muestra una baja del 29,9% respecto de diciembre 2018 y se incrementó 35,5% respecto del mes anterior. En total el año pasado se registraron 30.146 operaciones, un 41,2% menos que en 2018, el peor año de la historia para el sector (ver pág 4).

“Las operaciones están en un ritmo lento en general pero depende mucho el segmento, no es lo mismo un emprendimiento de pozo y en pesos que las compra-venta de inmuebles usados y no es lo mismo los departamentos grandes que los más chicos”, explicó Gabriela Goldszer de Ocampo Propiedades.

Los monoambientes o unidades de entre 45 y 50 m2 son los que más rápido se comercializan. Pero en este contexto de crisis, con un dólar alto y un cepo cambiario, las propiedades no se venden tan fácilmente.

“Los meses de verano estacionalmente no ayudan a este fenómeno, durante diciembre, enero y febrero se producen muy pocas transacciones”, agregó por su parte Jorge Toselli de JT Inmobiliaria, quien aclaró que hay unidades que están años hasta venderse , una realidad que hoy también afecta a las unidades más chicas.

La situación se agravó en el último año como consecuencia del año electoral y los saltos del dólar que generaron un párate total en el mercado de real estate.

Según los datos brindados por Mercado Libre, “los departamentos que menos visitas recibieron en el último trimestre fueron los pertenecientes a los barrios de Agronomía, Villa Ortúzar y Villa Luro. En el otro extremo, los que mayor demanda promedio tuvieron fueron Villa Soldati y Lugano, dos de los barrios con precios más accesibles”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario