Huracán Iota alcanza categoría 5 y provoca destrozos en Centroamérica

Información General

El huracán se fortaleció hasta alcanzar la categoría 5, la más alta de la escala Saffir Simpson, mientras se acerca a América Central, donde debería tocar tierra esta noche en Nicaragua.

El "catastrófico" huracán Iota de categoría 5 sigue avanzando hacia Centroamérica, donde decenas de miles de personas fueron evacuadas, mientras los presidentes de los países de la región solicitaron ayuda internacional para afrontar los estragos del ciclón y del reciente paso devastador de Eta.

El huracán se fortaleció hasta alcanzar la categoría 5, la más alta de la escala Saffir Simpson, mientras se acerca a América Central, donde debería tocar tierra esta noche en Nicaragua.

El ciclón se ubicaba a unos 130 kilómetros al este-sureste de Puerto Cabezas, Nicaragua, y se movía hacia el oeste a 15 kilómetros por hora (km/h), soplando vientos máximos sostenidos de 260 km/h, según al Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

tormenta1.mp4

En tanto, los presidentes centroamericanos clamaron este lunes ante la comunidad financiera y organismos internacionales recursos para promover la reconstrucción de sus respectivos países, ante los daños que causan los huracanes Eta y Iota propiciados por el cambio climático, así como los efectos del Covid-19.

Los presidentes de Honduras, Juan Orlando Hernández, y Guatemala, Alejandro Giammattei, se reunieron este lunes en Tegucigalpa, y en comunicación virtual con Daniel Ortega (Nicaragua) y Carlos Alvarado (Costa Rica), acordaron formar un bloque común para gestionar la ayuda.

En la cita estuvo el presidente del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), Dante Mossi quien señaló que "tenemos (fondos para) ayudas de emergencia y podemos coordinar con otros cooperantes y países amigos del BCIE para acceder a los fondos verdes" de Naciones Unidas -recursos destinados a mitigar los efectos del cambio climático-.

En ese sentido, propuso reenfocar la cartera de 2.500 millones de dólares que tiene el BCIE "para restablecer infraestructura, represas y construcción de vivienda social".

Giammattei aseguró que más de tres millones de personas resultaron damnificadas por Eta en Guatemala, Honduras y Nicaragua, por lo cual urgen de fondos "rápidos y ágiles" para la reconstrucción.

Varias naciones centroamericanas aún están atendiendo a personas en albergues que no han podido volver a sus casas tras el efecto de Eta, una tormenta que dejó a millones en condiciones de inseguridad alimentaria, según un programa de las Naciones Unidas.

El cambio climático produce un aumento de temperatura en las capas superficiales de los océanos, lo cual genera huracanes y tormentas más poderosos y con mayor cantidad de agua, que constituyen una amenaza más peligrosa para las comunidades costeras, según estudios del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) de la ONU.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario