13 de mayo 2010 - 14:34

Polémica en Mendoza: un cura defendió la unión civil entre personas del mismo sexo

Un sacerdote de la provincia de Mendoza se mostró a favor de la unión civil entre personas del mismo sexo -pero no del casamiento- y dijo que hay que respetar "las conductas que queden en el ámbito privado", aunque ante esas afirmaciones, desde el Arzobispado local sostuvieron que "no puede haber dudas acerca del mensaje de la Iglesia".

Se trata del padre Vicente Reale, quien desató el conflicto a principios de esta semana, luego de que manifestara públicamente en una columna que tiene en Canal 9 su conformidad con que el Estado legisle y regule la unión de parejas del mismo sexo.

"Es una ley civil que da una posibilidad, y el que quiera que la tome", dijo el sacerdote en declaraciones al diario Uno de Mendoza.

En el mismo sentido, detalló que "la Iglesia no puede imponer a los que no son católicos creencias y conductas, porque a nadie le gusta que le impongan determinadas cosas".

Las declaraciones se producen justo en medio del fuerte debate que se realiza en estos días en el Senado de la Nación, después de que Diputados diera media sanción al proyecto de ley que autoriza el casamiento entre personas del mismo sexo.

Ante el revuelo que provocaron las opiniones de Reale, el vocero del Arzobispado mendocino, Marcelo De Benedectis, salió a decir que "en el mensaje de la Iglesia no puede haber dudas".

Se pronunció además a favor de "no polemizar, pero iluminar a los fieles católicos con la verdad sobre el matrimonio entre varones y mujeres".

De Benedectis basó su postura contraria al matrimonio gay en que "no es sólo un dato teológico, sino un dato de la antropología. No es natural".

En medio de la discusión, el padre Reale aclaró que él nunca habló de matrimonio gay. "Yo di mi postura acerca de la unión civil entre personas del mismo sexo, no es lo mismo: el matrimonio entre hombres y mujeres es sagrado", indicó el sacerdote. 

Dejá tu comentario

Te puede interesar