Protesta frena obra en Capital

Información General

Terminó con incidentes ayer el desalojo del porteño Mercado de las Pulgas, que el Gobierno de la Ciudad se dispone a refaccionar. El lugar, en la zona de Chacarita, concentra a puesteros que comercializan objetos antiguos. Unos veinte comerciantes se resistieron a ser trasladados y por poco el secretario de Infraestructura, Roberto Feletti, termina intercambiando trompadas con uno de ellos. El conflicto derivó luego en una puja política, cuando el jefe de Gobierno a cargo, Jorge Telerman, terminó apartando del tema a Feletti para disponer que tome el asunto el secretario de Infraestructura, Diego Gorgal, el menos ibarrista de los ministros porteños.

Gorgal aseguró que el gobierno porteño «no puede permitir que en ese predio se violen todas las normas de seguridad».

Dejá tu comentario