Brasil: investigan a Flávio Bolsonaro por desvío de dinero durante la campaña electoral

Mundo

Dos empleadas del hijo del presidente giraron parte de sus salarios a su abogado, según la justicia. La plata se usó para financiar su campaña a senador.

El senador Flávio Bolsonaro, hijo del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, es investigado por el supuesto desvío de dinero durante la campaña electoral de 2018, en un nuevo escándalo sobre un esquema de apropiación de los salarios de sus empleados.

Dos asesoras del entonces diputado estadual de Río de Janeiro realizaron transferencias a su abogado, que estaba a cargo de la asesoría jurídica del político en la campaña por un escaño en el Senado de Brasil.

Así lo informó este martes en exclusiva el sitio de noticias UOL, que tuvo acceso a documentos que probarían esas operaciones de las empleadas de Flávio Bolsonaro, que al parecer desviaron parte de sus salarios.

Hace dos años, Flávio Bolsonaro fue elegido senador dentro de la misma boleta que postuló a su padre, Jair, a la presidencia de Brasil, en una campaña en la que dijo haber gastado sólo un millón de reales (200.000 dólares).

Las transferencia realizadas por las asesoras Alessandra Oliveira y Valdencia Meliga al abogado de Bolsonaro, Luiz Botto, refuerzan las sospechas sobre la existencia de un esquema de desvío y lavado de dinero en el entorno de Flávio Bolsonaro.

Otro asesor del senador, el expolicía Fabrício Queiroz, está en prisión domiciliaria imputado por lavado de dinero y participación en una organización delictiva.

Queiroz mantiene una antigua relación con Jair Bolsonaro y algunos lo consideran una suerte de "cajero" del grupo político y familiar formado por el mandatario y sus hijos.

Durante años, el expolicía que se desempeño como chofer habría sido el responsable de articular las transferencias de parte de los salarios de los empleados de la familia Bolsonaro.

El presidente Bolsonaro reconoció públicamente que su "amigo" Queiroz, de quien fue campañero en el Ejército en los años 80, realizó decenas de transferencias para su esposa, la actual primera dama Michelle Bolsonaro pero negó que se tratara de corrupción.

Parte del dinero transferido por Queiroz a Flávio Bolsonaro habría sido utilizado por éste para la compra de varios inmuebles en Río de Janeiro que fueron abonados con dinero al contado.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario