"Hay que abrir el crédito a empresas"

Mundo

El senador Luigi Pallaro, presidente de la Cámara de Comercio Italo-Argentina, lanzó su candidatura a la reelección en el Senado italiano después de dos años en el cargo. El empresario pide el voto, que se emitirá en marzo y abril, para la lista independiente Asociaciones Italianas en Sudamérica, con el propósito de continuar con la labor que -asegura- se interrumpió con la caída del gobierno del premier Romano Prodi, en la que niega haber tenido responsabilidad. A continuación, los principales fragmentos de la entrevista que concedió a Ambito Financiero.

Periodista: ¿En qué medidas estuvo trabajando durante estos dos años como senador?

Luigi Pallaro: Durante la campaña electoral, las personas me solicitaron varias cosas, entre ellas la cobertura médica para los ancianos nacidos en Italia. Eso lo hemos conseguido. Ya es ley, está funcionando. Además, presentamos un proyecto para que los inmigrantes que renunciaron a la ciudadanía y tomaron la argentina puedan tramitarla nuevamente. Podrán acceder a ella las mujeres que la hayan perdido por haber contraído matrimonio con un extranjero e inclusive los hijos de italianos. Están siendo discriminados y eso debe terminar; tienen que tener los mismos derechos que todos los italianos. Cuando fui a Roma como senador me encontré con el primer ministro Romano Prodi y me preguntó si le daba el apoyo al gobierno. Le dije que sí, pero no siempre. Dependía de si los italianos y sus descendientes podían conseguir lo que estaban pidiendo. Ahora no sé si el gobierno será de izquierda o de derecha, pero lo importante es que las aspiraciones no sean interrumpidas.

P.: ¿Qué impulsará si llega a ser reelegido?

L.P.:
Estamos elaborando una propuesta para que el descendiente argentino pueda obtener la ciudadanía y ejercerla sólo cuando viaje a Italia. Podrá residir, movilizarse tranquilamente, como cualquier italiano. También estoy preparando proyectos de intercambio cultural y congresos con jóvenes. En cuanto a las medidas económicas, mi propuesta es que las empresas de italianos tengan fácil acceso al crédito y una política inteligente que les abra las puertas al exterior. Hay que bajar más la estructura burocrática y aumentar la capacidad productiva, menos controles, menos persecución.

P.: ¿Qué razones lo motivaron a abstenerseen la moción de confianza a Romano Prodique desencadenó el fin de su gobierno?

L.P.:
Yo lo voté en todas las mociones, menos en la última porque no tenía sentido. No era que le faltaba mi voto, le faltaban cinco de su propio grupo. Ya estaba definido. No le quité nada. Fui a hablar con él después de su renuncia, para agradecerle por todo lo que ha hecho. Yo le dije que iba a apoyar al gobierno, pero no siempre.

P.: En algunos medios circuló que usted era cercano a Silvio Berlusconi...

L.P.: No sé de dónde lo sacaron. Yo pertenezcoa una lista independiente y Berlusconi tiene su candidato. Yo nunca he declarado esa afinidad. Tengo una óptima relación con todos. No voy a Roma ligado a un partido político.

Entrevista de María Emilia Rebollo

Dejá tu comentario