Lula sube gasto social

Mundo

Brasilia (Télam-SNI) - Buscando cumplir con su promesa de combatir el hambre -el problema más grave que enfrenta Brasil-, el gobierno de Luiz Inácio Lula Da Silva unificará los programas sociales existentes e incrementará en 60% los recursos destinados a casi 7 millones de las familias más pobres del país.

Según detalles conocidos ayer del programa que el presidente anunciará la próxima semana, a partir de octubre la iniciativa debe alcanzar a 4 millones de familias que se beneficiarán con incrementos en la ayuda social que reciben.

Para 2004 se debe atender a 6,9 millones de las familias más pobres, con un presupuesto de 8.000 millones de reales (2.660 millones de dólares), que representan un incremento de 60% ciento respecto de los recursos asignados ayer. Incluso, trascendió que el equipo económico fue encargado de hacer los estudios correspondientes de los recursos con que se cuenta para el próximo año porque la aspiración de Lula es que ese programa cuente con 11.000 millones de reales (3.660 millones de dólares).

En la unificación de los programas sociales se incluye a las familias beneficiadas actualmente por la tarjeta de alimentación del Programa Hambre Cero, por la «bolsa escuela» del Ministerio de Educación y la bolsa de alimentación del Ministerio de Salud.

La iniciativa debe contribuir a atenuar en parte las profundas diferencias sociales existentes en Brasil, que figura entre los diez países del mundo con más elevada desigualdad en la distribución de la renta, al ayudar a la mitad de la población que vive al margen o por debajo de la línea de pobreza.

La iniciativa que Lula dará a conocer la próxima semana también
incluye contrapartidas de los beneficiados, como que quienes reciben ayuda por niños de hasta 14 años están obligados a enviarlos diariamente a la escuela.

Dejá tu comentario