Nuevo cruce entre Israel y el Líbano por acuerdo de paz

Mundo

Jerusalén (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - El primer ministro israelí Ehud Olmert dijo ayer que había propuesto en vano un encuentro con su homólogo libanés Fuad Siniora con miras a lograr la paz con el Líbano, aunque esos intentos de acercamiento fueron desmentidos duramente por el gobierno de Beirut.

Olmert, cuyo gobierno asumió en mayo, no señaló cuándo se habían realizado los intentos de acercamiento para la paz. «Cuán natural sería si el primer ministro libanés respondiera a los varios pedidos que le he comunicado a través de diferentes personas para sentarnos juntos, estrechar las manos y terminar de una vez por todas con las hostilidades, el fanatismo y el odio que parte de este país siente hacia nosotros», dijo.

«Espero que ese día no esté lejos. No hay pueblo en el mundo que anhele más la paz que el nuestro. Nosotros perdonamos de prisa y nos volvemos a pacificar fácilmente. Lo que pedimos es muy simple, natural, normal y comprensible: queremos gozar de la vida, levantarnos por la mañana sin preocupaciones», agregó el mandatario.

El funcionario realizó los comentarios en una ceremonia de apertura del año escolar en Israel en Maalot-Tarshiha, una ciudad del norte impactada por decenas de misiles durante los 34 días de combates con la guerrilla libanesa de Hizbollah, que terminaron con un cese del fuego el 14 de agosto.

  • Respuesta tajante

    La respuesta de Beirut fue tajante y rápida. En un comunicado, Siniora dijo no haber recibido invitación alguna de Olmert en ese sentido, y que de todos modos «hubiera sido rechazada incluso antes de llegar».

    Siniora reiteró en una larga declaración a la televisión libanesa que el Líbano «será el último país árabe en firmar un acuerdo de paz con Israel», y esto podrá suceder sólo sobre la base de una iniciativa de paz árabe.

    Esas palabras aludían al plan de paz sauditaaprobado por la cumbre árabe de Beirut en 2002, según el cual los países árabes podrían reconocer oficialmente al Estado de Israel si éste retirara sus tropas de todos los territorios ocupados en la guerra de 1967, incluyendo Jerusalén este, y aceptara el regreso de los refugiadospalestinos.

    El comunicado de la oficina del premier agregó que las fuerzas israelíes deben abandonar el territorio libanés y que Israel «tiene que aplicar la Resolución 1.701 del Consejo de Seguridad de la ONU», que prevé el retiro de Israel de los territorios libaneses ocupados durante los enfrentamientos con Hizbollah.

  • Protesta

    Asimismo, pidió «poner fin a los sobrevuelos y a las agresiones que violan la Resolución 1.701, así como el bloqueo desleal establecido contra el Líbano».

    Por otra parte, diputados libaneses mantuvieron por segundo día consecutivo una protesta en el Parlamento contra el bloqueo israelí. La manifestación, convocada por el presidente del Parlamento, Nabih Berri -líder del brazo político de Hizbollah-, implica que los diputados permanezcan en la sede legislativa en grupos rotativos. La medida, sostuvieron fuentes del Parlamento, puede derivar en una huelga de hambre.
  • Dejá tu comentario