Intendente macrista busca romper la cuarentena y entra "en rebeldía"

Municipios

Miguel Ángel Lunghi, a cargo del municipio de Tandil, aseguró que si no tienen una contestación positiva con relación a la actividad comercial "abrirá sin autorización". Desde Provincia cuestionaron sus declaraciones.

Esperaremos unos días más y si no tenemos una contestación positiva abriremos sin autorización”. La declaración del intendente de Tandil, Miguel Ángel Lunghi, con relación a la situación comercial local no pasó desapercibida en la Provincia. La ministra de Gobierno, María Teresa García, recogió el guante y cruzó al alcalde asegurando que se trata de un “acto de rebeldía”.

No es palabra menor. García es la encargada de dialogar con los 135 intendentes de la Provincia y quien más está al tanto de la situación que atraviesa cada distrito. “Va a tener que poner la firma en los decretos municipales que habiliten esas actividades", completó en referencia al alcalde.

La insurrección verbal de Lunghi se da en el preciso momento en el que la región de la que forma parte Tandil muestra una creciente en los casos de coronavirus detectados. “Es uno de los municipios que más actividades comerciales e industriales habilitadas tiene", aseguró García. Y dejó en evidencia la situación. Salvo en lo que refiere a actividades recreativas, el municipio cuenta con un gran aval de la Provincia, y en consecuencia de la Nación, para llevar adelante una gran cantidad de actividades.

Según palabra del jefe de distrito su intención “no busca hacer política partidaria”. Sin embargo, en la Provincia no piensan lo mismo. Su declaración ocurrió en el mismo día en que otros alcaldes de la oposición elevaron su descontento con las medidas de la cuarentena.

“En Tandil estamos teniendo una tensión social importante. Todos los días tengo los distintos rubros en la municipalidad pidiendo la apertura", dijo Lunghi en declaraciones radiales. Una situación similar a la que ocurre en todos los distritos de la Provincia. Pero que, como ya aclararon desde la Provincia, es por el bien sanitario de la población.

La rebeldía del intendente macrista no sólo se da en el marco de la actividad del comercio minorista sino que, incluso, pasó por arriba de la Provincia para solicitarle a Nación que ve la posibilidad de autorizar el turismo comunitario. “Le acercamos al ministro Kulfas el proyecto, las recomendaciones sanitarias y la propuesta que trabajamos con gastronómicos, porque lo que nosotros creemos u esperamos, y apelamos al buen criterio, este caso del Estado nacional, es que la Argentina tiene una enorme diversidad en esta situación epidemiológica”, aseguró Marcela Petrantonio, secretaria de Desarrollo Productivo y Relaciones Internacionales del municipio.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario