"Una condición necesaria para la inclusión financiera es la educación"

Negocios

El especialista Ignacio Carballo hizo mención en la importancia de la educación financiera y el rol que debe jugar el Estado en ese sentido.

Durante su participación en el ciclo Ámbito Debate, Ignacio Carballo, Economista especialista en Inclusión Financiera y Finanzas Tecnológicas, brindó su punto de vista sobre la importancia de la educación para una mayor inclusión financiera, con el rol que debe jugar el Estado, como también la necesidad de contar con datos actualizados para conocer cuáles son las principales necesidades según los distintos segmentos de la sociedad.

Al referirse sobre la función que debe cumplir el Estado en la inclusión financiera, Carballo sostuvo: “Hay distintas aristas. El rol de los estados dentro de la educación financiera es tan relevante como la educación general. En América Latina es todavía una deuda pendiente. En otras economías, como en Europa, forma parte de las currículas de las escuelas desde la década de los 90. Pero tampoco ha de recaer en los hombros de los estados únicamente”.

En ese escenario, Carballo contó que aportó en la confección de un proyecto de ley para que la educación financiera se incluya en las currículas escolares en el país: “Me especializo en finanzas alternativas. Lo que sea solucionar las fallas de los sistemas tradicionales, es lo que estudio desde que tengo 20 años. En 2017 fui convocado para aportar en estos temas. Se presentó un proyecto de ley para que haya un proceso de educación financiera en las escuelas. Distintos artículos imponen que el Estado tenga una estrategia de inclusión financiera, que tenía que tener algunos requisitos mínimos, como la como la educación financiera en las escuelas secundarias”.

Todavía se está en proceso de comenzar a implementar para que llegue a las escuelas. Falta acelerar este proyecto, que comenzó a debatirse a fines de 2017 pero todavía no se ha ejecutado. Pareciera ser mucho tiempo para un tema tan importante. Sobre todo, para la situación económica argentina y ante la aparición de las fintech”, remarcó Carballo.

Otro de los aspectos relevantes señalados por el especialista es la falta de datos actualizados en el país. De hecho, el último informe los suficientemente representativo, data del 2017.

“La educación financiera es estratégica, lo dicen los principales organismos multilaterales”, sostuvo Carballo, quien también diferenció la educación de la inclusión financiera: “Son complementarios. Los organismos rectores de esto son distintos. Una condición para la inclusión financiera es la educación. La pata educativa, que no tiene que ver con finanzas, es clave. Las economías que están avanzadas en esto, tienen una estrategia nacional de inclusión y educación financiera por distintos lados”.

“La tecnología avanzó mucho. Por eso es necesario la actualización de datos al respecto. La primera billetera virtual de argentina se lanzó en 2017: fue Mercado Pago. Hoy el 50% de los movimientos dinero entre personas, son entre el CVU y el CBU. La tecnología trae nuevos desafíos. Son muchas cosas que necesitan ser ajustadas a la coyuntura y las evaluaciones tienen que ser periódicas para ver cómo van cambiando las variables”, remarcó Carballo.

El especialista también hizo foco en el papel del sector privado, las empresas, en este contexto: “El sector financiero, la banca privada y pública, tiene iniciativas de educación financiera. Desarticulados entre sí, pero hacen su aporte. El debate de trasfondo es si esa educación la van a dar los proveedores a sus clientes, o lo tiene que dar el Estado. Nunca va a estar de más la educación privada, pero eso no exonera al Estado. Principalmente, para las poblaciones más vulnerables. Las que son las más excluidas de la posibilidad de acceder y quienes más lo necesitan”.

Dejá tu comentario