16 de septiembre 2023 - 00:00

Los videojuegos prepararon para el futuro, todo el tiempo 

Son un factor esencial en el desarrollo de las habilidades que son y serán necesarias a medida que la tecnología se apodere de gran parte del trabajo que solíamos hacer.

Videojuegos: factor esencial en el desarrollo de las habilidades. 

Videojuegos: factor esencial en el desarrollo de las habilidades. 

Como muchos otros, siempre he pensado mucho en el futuro. Estamos viviendo en el futuro. Al menos, nosotros estamos viviendo en lo que solía ser el futuro. En algunos aspectos, este presente futurista en el que vivimos es similar al que pensé que vería cuando era niño. En otros, es tremendamente diferente.

Una época de robots e inteligencia artificial, de patrones climáticos distópicos y terapias genéticas revolucionarias, de conectividad mundial instantánea y grandes cambios culturales. Es una época aterradora y emocionante para estar vivo y no puedo evitar preguntarme cuál será el nuevo futuro, el que tenemos por delante y si estamos preparados para ello. Quizá no lo estemos. Pero claro, tal vez hemos estado entrenando para ello todo el tiempo sin saberlo y nosotros (y nuestros hijos) ya estamos perfeccionando sus habilidades para el futuro mientras hablamos. Estoy hablando de videojuegos.

Si tuviera un centavo por cada vez que escuché que los videojuegos son una pérdida de tiempo, ya sería más rico que Elon Musk. Sin duda, es una idea común entre las generaciones mayores y quizá incluso entre la mía. Los empresarios suelen considerar que jugar es una pérdida de tiempo y a menudo confunden tiempo con dinero.

La verdadera productividad, sin embargo, no se define sólo por la cantidad de horas que pasas trabajando, sino más bien por las habilidades que entrenas y cómo las utilizas. Hubo un tiempo en el que éstas eran las habilidades duras, es decir, las que puedes aplicar a un trabajo específico. Pero a medida que la tecnología se apodera cada vez más de ellas, en realidad son las habilidades sociales, como el pensamiento crítico, networking o curiosidad, las que serán la clave en el mundo presente y futuro. Adivina cómo puedes desarrollarlas.

El poder de jugar

Comencemos reconociendo los innegables beneficios de jugar. Al contrario de lo que algunos aguafiestas puedan pensar, no se trata sólo de divertirse; Jugar nos permite experimentar, simular escenarios alternativos, resolver conflictos y desarrollar la cognición social. Por eso es tan importante para los niños, pero también para los adultos. Una cantidad saludable de juego puede constituir una poderosa experiencia de aprendizaje. Cuando se trata de videojuegos en particular, hay mucha evidencia de que pueden ser una especie de ejercicio cerebral. Según un estudio de 2014 publicado por la Asociación Estadounidense de Psicología, desde la asignación de la atención hasta la resolución de problemas y la creatividad, los videojuegos proporcionan una especie de patio de recreo cerebral. Las habilidades espaciales, perfeccionadas a través de los juegos, pueden predecir el éxito en los campos STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas) e incluso conducir a cambios en el procesamiento neuronal. Diferentes juegos también pueden ayudar a desarrollar diferentes habilidades. Por ejemplo, los juegos de acción y de disparos pueden mejorar las habilidades cognitivas. Los juegos de rompecabezas como Angry Birds pueden mejorar el estado de ánimo y reducir la ansiedad. Jugar juegos cooperativos también puede reducir la ansiedad y aumentar la autoestima. Atrás quedaron los días en que los jugadores eran criaturas solitarias escondidas en sus cuevas. Los juegos modernos son una experiencia muy social y, como tal, pueden ser una excelente manera de perfeccionar nuestras habilidades sociales en un entorno que requiere coordinación y cooperación, muchas veces bajo presión. Y aquí está la mejor parte: estas ventajas cognitivas pueden traducirse en beneficios en el mundo real. Los jugadores de juegos violentos que se centran en la cooperación exhiben un comportamiento más útil que aquellos que juegan juegos competitivos, lo que sugiere que la cooperación en los juegos puede traducirse en habilidades de cooperación en la vida real. Además, los videojuegos fomentan una teoría incremental de la inteligencia, donde el esfuerzo se recompensa y el fracaso se ve como un trampolín hacia el éxito (quiero decir, ¿cuántas veces tuviste que fallar y volver a intentarlo para resolver ese rompecabezas o superar el nivel o a un jefe?). En otras palabras, los juegos pueden hacerte más persistente, optimista y preparado para conquistar desafíos en el mundo real.

Juegos para el futuro

El Informe sobre el futuro del empleo 2023 del Foro Económico Mundial muestra que, actualmente, las habilidades básicas que buscan las empresas son el pensamiento analítico y creativo, la flexibilidad, la resiliencia, la motivación, la autoconciencia y la curiosidad. A medida que la disrupción se apodera del lugar de trabajo, la capacidad de adaptación del trabajador se vuelve cada vez más crucial. Otras habilidades clave son la empatía, la escucha activa, el liderazgo y la influencia social. Se espera que la tendencia continúe durante los próximos años a medida que los lugares de trabajo se transformen y adopten tecnologías de vanguardia y la transición verde gane terreno. Lejos de ser una mera distracción o una pérdida de tiempo valioso, sostengo que los videojuegos son un factor esencial en el desarrollo de las habilidades que son y serán necesarias a medida que la tecnología se apodere de gran parte del trabajo que solíamos hacer. Quién sabe, el futuro puede incluso parecerse a muchos de los videojuegos a los que hemos jugado y quizá ningún robot, IA o extraterrestre vaya a sorprendernos, jugadores que llevamos años entrenándonos para un futuro de incertidumbre y peligro, pero también de posibilidades. ¡Podría ser como esa escena de Mars Attacks de Tim Burton! película, en la que dos niños que no hacen más que jugar videojuegos todo el día acaban luchando contra una invasión marciana en la Tierra. Así que, independientemente de lo que te depare el futuro, sigue jugando. De una forma u otra, agradecerás haberlo hecho.

Nicolás Brandoni, CEO de PEEK Studios Latam

Dejá tu comentario

Te puede interesar