Airado, Kirchner contra corporaciones

Política

Néstor Kirchner se quejó ayer de que la Argentina «aún hoy sufre las presiones de los grupos corporativos» que son los que «ponen freno» a la tarea de recuperación de la economía.

«Un proceso de recuperación social, institucional y económico de un país tiene que ser llevado adelante por la conciencia y por el rumbo que la sociedad en su conjunto hace y no por los grupos corporativos»,
sostuvo el Presidente en un acto que encabezó en la Casa de Gobierno.

La arenga reiteró un modelo ya conocido: lanzar acusaciones de contenido indefinido hacia adversarios menos identificables y por actos reprobables tampoco mencionados en detalle. Como si el orador buscase despertar en los oyentes un estado de enojo también difuso que lo mueva a volcar su propia bronca contra adversarios y problemas que cada uno siempre tiene. Casi un género del entretenimiento por el cual el Presidente pone el molde y el oyente lo llena a su gusto. Kirchner redondeó su discurso dirigiéndose a quienes lo escuchaban y a quienes lo veían por televisión, seguro de que sus palabras serían registradas por las cámaras.

• Presión

El Presidente diagnosticó que la Argentina «por muchos años y aún hoy sufre la presión de grupos corporativos» y, en ese sentido, afirmó que «la gran tarea que estamos llevando adelante con aciertos y errores encuentra los mayores frenos en los grupos corporativos tradicionales que siempre velan por sus intereses por sobre los intereses del país».

En el léxico sociológico, las corporaciones no tienen tampoco una definición clara; es un mote que se aplica como insulto a empresas, partidos, fuerzas armadas, iglesias, sindicatos, cuando se los quiere menoscabar en público.

Nunca se vio que nadie se ufanase de pertenecer a una corporación
.

Kirchner habló en el acto de entrega de certificados también simbólicos a organizaciones sociales y no gubernamentales beneficiadas con subsidios para financiar proyectos y líneas de trabajo, por un total de 5.690.327 pesos. De hecho, el Presidente destacó el rol de estas organizaciones en el proceso de recuperación económica:
«La aparición de organizaciones solidarias y la idea de no quedar atrapados por esos grupos corporativos nos posibilitan la creación de una Argentina diferente», afirmó.

«Es fundamental construirlas y llevarlas adelante, porque es la única forma de consolidar el proceso de recuperación que estamos llevando adelante en nuestro país»,
sostuvo.

En la misma línea,
Kirchner manifestó su confianza en la gente para consolidar la recuperación al señalar que es la que sabe «lo que ha sufrido por la Argentina que nos han dejado» cómo se fue «declinando paulatinamente en las cuestiones fundamentales que debían defenderse y sostenerse en la Argentina» (desde 1983, el actual presidente ha sido, sucesivamente, presidente de una caja provincial de jubilaciones en Santa Cruz, intendente, gobernador, convencional constituyente y secretario de Acción Política del PJ, el partido que gobernó el país entre 1989 y 1999 y desde 2001 a la actualidad).

«También
(la gente) sabe cómo muchas veces trataron de ser usadas e instrumentadas por grupos corporativos que lo único que les interesa es defender los intereses de su corporación pero no lo de la gente», agregó el mandatario en su discurso.

• Soluciones

Por ese motivo, consideró que «es muy bueno lo que hacen organizaciones donde brindan solidaridad, que aportan el marco moral que es muy bueno y que permanentemente están construyendo soluciones desde lugares más chiquitos de la sociedad hasta donde hay problemas muy grandes».

Kirchner
instó a la población a seguir avanzando ya que «estamos en tránsito hacia una Argentina distinta», y aseguró que «vamos a ir tomando todas las decisiones que tenemos que tomar en el marco de la convivencia, del amor y del afecto en base a los renunciamientos globales que necesita la sociedad argentina para salir adelante».

En la misma línea, la ministra de Desarrollo Social, Alicia Kirchner, aprovechó el acto para hacer una crítica al modelo neoliberal de los '90 al señalar a las « pseudoorganizaciones que se aprovecharon de los fondos públicos, eludieron impuestos e hicieron muchos negocios».

Dejá tu comentario