Tres excursiones para conocer a fondo Ushuaia

Secciones Especiales

Viajar al fin del mundo puede ser una experiencia superadora. La ciudad más austral del planeta es el lugar ideal para descansar pero a la vez estar activo y en contacto con la naturaleza.

Dentro de la variedad de actividades que hay en la ciudad, aquí proponemos las tres excursiones que nadie debe perderse.

Parque Nacional Tierra del Fuego

Lugares maravillosos si los hay. Una larga caminata, de aproximadamente tres horas, invita a los turistas a sumergirse entre árboles, flores y pequeños animales. Muy bien señalizado, es posible hacerlo por cuenta propia. La frutilla del postre, aparece al final del recorrido: Bahía La Pataia. Allí, donde nace el mundo, se evidencia una energía especial. La zona cuenta con unas vistas hermosas y tranquilos miradores para sentarse simplemente a apreciar el paisaje. Bahía La Pataia es, en definitiva, una maravilla en el mundo, apto para toda la familia.

Depositphotos_161162110_xl-2015.jpg

Laguna esmeralda

Sólo basta con tener un buen calzado para comenzar la aventura. El paseo hasta Lago Esmeralda, implica unas 4 horas de trekking.

Este lugar está dentro de la Reserva Natural y Paisajística Tierra Mayor, y desde 1994 se contempla su uso solo para fines recreativos y turísticos.

Rodeado de montañas y muchísimas vegetación, transitar el camino es un poco cansador, pero se disfruta. La recompensa está al llegar al final: la laguna más espectacular y maravillosa del mundo emerge inmensa frente a los ojos de los caminantes.

Tal como su nombre lo indica, su color esmeralda, la hace vibrante y única.

Cárcel del fin del mundo

El histórico presidio de Ushuaia fue clausurado en 1947. Sin embargo, hoy siguen vivas allí las miles de historias de quienes pasaron por sus calabozos.

Un poco tenebrosa, pero intensamente interesante, vale realmente la pena visitarla. Entre los presos más famosos figuran el anarquista Radowitzky, quien mató al comisario Falcón y luego protagonizó una fuga espectacular por el mar hasta cerca de Punta Arenas, y el «Petiso Orejudo», Santos Godino, un asesino de niños en Buenos Aires, entre otros.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario