Ambito Nacional

UCR de Río Negro rompe con Cambiemos y analiza vía judicial por plumazo

Las dificultades por la conformación de las listas y los alineamientos a nivel nacional. Boleta corta, eje de conflictos.

La estrategia de Juntos por el Cambio en Río Negro de bajar la lista de senadores para favorecer al oficialismo provincial -que postula como primer precandidato a la Cámara alta al gobernador Alberto Weretilneck- provocó temblores en la UCR provincial, con renuncia del presidente del partido a nivel local incluida y amagues de ir la Justicia para que se añada ese tramo en la boleta para las PASO del 11 de agosto.

El primer lugar estaba reservado para el radical Marcelo Cascón, exintendente de San Carlos de Bariloche, y desde la Casa Rosada se decidió que la papeleta de Juntos por el Cambio tuviera sólo la categoría de diputados, cuyo primer lugar es para Sergio Wisky, del PRO, quien buscará renovar su banca, una de las tres en juego para ese recinto.

Por eso, el presidente de la UCR rionegrina, Darío Berardi, presentó su renuncia al cargo. “La salida del partido expresa el enojo por la maniobra que alentó el senador Miguel Pichetto de bajar la nómina que integraban Marcelo Cascón, María José Manonelles y Pedro Casariego, y que encontró respaldo en la conducción nacional de la UCR y la cúpula del PRO”, dijo Berardi a dirigentes radicales. Agregó que esta decisión de la conducción nacional “no fue consultada ni informada al distrito” y llegó “por vías no institucionales”, y dijo que le transmitió su malestar al presidente de la UCR nacional, Alfredo Cornejo, por la “forma artera” del tratamiento del tema.

Justamente, hoy habrá una cumbre de los radicales rionegrinos con Cornejo, el tucumano José Cano y el jujeño Gerardo Morales. Éstos intentarán convencer a Cascón, a la diputada nacional Lorena Matzen y al intendente de Fernández Oro, Mariano Lavin, de la decisión nacional. Sin embargo, en la UCR local están analizando revertir la orden en la Justicia. Y, de no lograrlo, participar de todos modos en las PASO con senadores y diputados propios, bajo el esquema de “lista corta”. Una forma de castigar al PRO en la categoría de Diputados dividiendo votos que, en principio, concentraría Wisky.

Al respeto, Matzen, quien fuera candidata a gobernadora por Cambiemos en las últimas elecciones que consagraron a Arabela Carreras del oficialismo de Juntos Somos Río negro (JSRN), también mostró su malestar. En diálogo con Ámbito Financiero, dijo: “La decisión fue inconsulta y por supuesto no la comparto. Analizaremos mañana con las autoridades nacionales de la UCR el camino a seguir”, en referencia a la reunión pautada para hoy.

La movida nacional dejó al descubierto la alianza implícita de Mauricio Macri con Weretilneck. Ya en las elecciones provinciales de abril, la Casa Rosada dio un apoyo tibio a la candidata a gobernadora de Cambiemos, la radical Lorena Matzen. La lectura en aquel momento fue que, dando por descontado que la batalla estaba perdida, el macrismo prefirió a JSRN ante la amenaza del peronismo de quedarse con la provincia.

Aquel abandono había abierto una primera herida; herida que se profundizó con el desaire en las nóminas legislativas.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario