Negocios

Avianca Argentina dejaría de volar

A la compañía Avian Líneas Aéreas (Avianca Argentina) le sacarían los aviones en los próximos días por falta de pago. Arrastraría una deuda de 30 millones de dólares desde que empezó a operar en el país.

La gestión aerocomercial del Gobierno corre al ritmo de las vicisitudes económicas del país. Una revolución de vuelos low cost que no fue. Anuncios rimbombantes de cielos surcados por aviones de bajo costo que hoy no despegan de tierra. Ejemplos sobran: Royal Class nunca pudo volar rutas regulares por trabas que le puso el Gobierno, Alas del Sur ni siquiera estuvo cerca de operar; Lasa bajó las persianas a fines del año pasado, y hoy reconfiguró su plan de negocios de la mano de nuevos socios extranjeros; Andes está inmersa en un plan de ajuste y no paga los sueldos; Norwegian dejó sólo tres aeronaves en la Argentina (desde la compañía explicaron que se llevaron temporalmente una aeronave a Europa para atender la temporada alta); Flybondi viaja sólo con cinco naves y en el término de un año acumula más de 200 incidentes; Jet Smart tiene apenas un avión.

Menos de una decena de aviones operativos. "Muy poco, si uno lo contrasta con información pública que hay en la página de la ANAC, donde según los Business Plan de las distintas compañías al momento de solicitar las rutas, hoy debería haber más de 60 aviones operativos", confesó una fuente del sector aerocomercial.

En este escenario, complejo, la aerolínea Avian Líneas Áereas dejaría de operar en breve en el mercado local. "En 20 días le sacan los aviones por falta de pago. Arrastra una deuda de 30 millones de dólares desde que empezó la operación. Ya le cortaron la cuenta corriente de combustible y está en una situación muy crítica. En los próximos días van a anunciar que dejan de operar", sentenció la fuente y agregó: "Es imposible luchar contra el 70% del componente de una aerolíneas en dólares cuando operás con tarifas en pesos y encima te perforan la banda mínima y no podés cobrar un ticket a un precio digno".

En el baúl de los recuerdos quedará la compra de MacAir (la línea aérea creada por Franco Macri) por parte de Avianca. En aquel momento el objetivo era ingresar al negocio de vuelos low cost en el país. Un año más tarde, en febrero de 2018, Avianca presentó un procedimiento preventivo de crisis al Gobierno para poder continuar sus operaciones. Como dato reciente, el Grupo Socma (de la familia Macri) demandó a la firma Avian SA, que explota la marca Avianca en la Argentina, por una deuda de 7 millones de dólares. Hoy el destino está echado, aseguran. Cabe recordar que Avianca Argentina es propiedad de Synergy Group, el cual también es accionista mayoritario de Avianca Holdings.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario