El Sub-20 ganó su grupo y pasó a octavos

Deportes

El seleccionado argentino Sub 20 de fútbol, que alternó buenas y malas a lo largo de los 90 minutos en el triunfo sobre Corea del Norte por 1 a 0, se clasificó ayer para los octavos de final del Mundial de Canadá, luego de asegurarse el primer lugar del Grupo E.

El único gol del equipo dirigido por Hugo Tocalli lo anotó Sergio Agüero a los 35 minutos del primer tiempo.

Argentina, con esta victoria, ganó su zona con 7 puntos (producto de dos triunfos y un empate), seguido por República Checa con 5, Corea del Norte con 2 y Panamá con una sola unidad. En el otro partido del Grupo, los checos le ganaron por 2 a 1 a Panamá en Montreal.

El seleccionado albiceleste no jugó un muy buen partido, pero fue oportuno para convertir y luego se apoyó en su arquero Sergio Romero, la gran figura de la cancha, para mantener ese gol de ventaja.

El arquero de Racing extendió así su racha sin recibir goles a 673 minutos.

En los últimos siete partidos oficiales no le convirtieron.

El último tanto se lo señaló el volante brasileño Lucas a los 15 minutos de la segunda etapa en el empate 2 a 2, por la primera fecha del Hexagonal final del Sudamericano de Paraguay.

El inicio del primer tiempo mostró a un equipo argentino tranquilo y distendido, estudioso de su rival y prolijo en el manejo de la pelota.

Pero con el transcurrir de los minutos, con la defensa ordenada y sólida en la marca y el mediocampo bien acomodado, Argentina comenzó a atacar al equipo norcoreano, que intentó, sin éxito, imponer velocidad y vértigo en el juego.

El seleccionado nacional no sintió la ausencia de Matías Cahais en la zaga defensiva, ya que Emiliano Insúa se complementó muy bien con Federico Fazio y Germán Voboril (debut) estuvo prolijo en el sector izquierdo.

En la mitad de la cancha, Matías Sánchez (sumó su segunda amarilla y se perderá los octavos de final) reemplazó sin problemas a Claudio Yacob y Lautaro Acosta hizo lo propio con Damián Escudero (lesionado).

Entonces, Argentina, con la tranquilidad de que el funcionamiento del equipo no desquebrajó, empezó a soltarse y generar peligro cerca del arco de Corea del Norte.

El primer aviso llegó a los 14 minutos cuando el arquero Kwang Min Ju atoró a Acosta y el segundo a los 26m., cuando Agüero desde afuera del área hizo brillar al guardavalla rival.

Pero en el tercer intento el equipo de Tocalli abrió el marcador a partir de una falta que no fue.

A los 35 minutos, Agüero ejecutó de manera brillante un tiro libre y clavó la pelota en el ángulo superior izquierdo.

El 1-0 trajo más tranquilidad aún y permitió que el seleccionado argentino empezara a desarrollar su mejor fútbol.

Sin embargo cabe destacar que el árbitro húngaro Viktor Kassai, de discreta tarea, anuló un gol legítimo al equipo asiático previo al tanto de Agüero.

Pero el referí europeo no solo se equivocó en esos fallos, ya que debió expulsar a Nam Chol Pak, que estando amonestado por una falta sobre Agüero, reincidió con otra sobre Acosta.

Más allá de los fallos correctos e incorrectos, Argentina estuvo cerca de convertir el segundo gol a los 39 y a los 40 en sendos remates del Agüero.

El primero un tiro libre que se estrelló en el palo izquierdo y el segundo en una mala definición desde un ángulo muy cerrado.

Argentina muy lejos de relajarse en el inicio de la segunda etapa, salió a definir el partido y tuvo dos chances claras en los pies de Mauro Zárate al minuto y Agüero a los 12m. pero la mala puntería de los delanteros argentinos se lo privó.

Entonces Corea del Norte reaccionó y empezó a presionar y crearle problemas al fondo albiceleste, que mostró serias fallas luego de cumplido el cuarto de hora inicial.

A los 23 y 41 minutos, Sergio Romero de manera brillante evitó la caída de su arco ante sendos disparos de Kum Il Kim, el capitán norcoreano.

Pero Argentina, en su peor momento, contestó con un contraataque que terminó Banega con un remate en el palo a los 32 minutos.

Hubo cambios en los dos equipos, alguna que otra llegada (dos de los norcoreanos), aunque el resultado no se modificó. Y hubo fiesta en las tribunas.

Argentina clasificó a los octavos de final del Mundial de Canadá, donde enfrentará el próximo jueves a Polonia.

Dejá tu comentario