La asistencia del BCRA al Tesoro ya suma $232.000 millones en casi 15 días

Economía

El Banco Central parece no poder detener el frenesí emisor dadas las crecientes necesidades de financiamiento del déficit fiscal y el rollover de la deuda. El problema, la caída de demanda de pesos.

El deterioro de las cuentas fiscales, a pesar de los compromisos pactados con el Fondo, obligan al BCRA a ir en auxilio del Tesoro, ahora, en forma más recurrente. Desde el arranque de junio, el BCRA empezó a girarle fondos al Tesoro vía Adelantos Transitorios (ATN). Fueron $124.000 millones el día 3. Una semana después, ya en medio de los cimbronazos que experimentaba el mercado doméstico por los ruidos en torno a la deuda pública en pesos, volvió a asistir al Tesoro el día 10 con otros $108.000 millones (último dato oficial). De esta manera en lo que va del mes acumula ya $232.000 millones de nuevos ATN para el Tesoro, elevando el stock total de ATN en el BCRA a más de $2,463 billones (lo que representa casi un 63% de la base monetaria). Un año atrás sumaban $1,448 billones. Cabe recordar que el mes pasado el BCRA, mediante un artilugio, hizo que el Tesoro le cancelara ATN con parte de los DEG que recibió del FMI. Los registros oficiales dan cuenta que el último día del mes pasado, el Tesoro le vendió al BCRA parte de los DEG, en su equivalente en dólares a cambio de pesos ($322.449 millones). Y esos fondos fueron destinados a cancelar precisamente $322.449 millones de ATN, de modo de recuperar capacidad para seguir recibiendo asistencia del BCRA sin vulnerar el acuerdo con el Fondo.

P4diario22JUN.jpg

De ahí se tiene que nuevamente el sector público se convierte en uno de los principales factores de emisión. Los otros factores que están explicando la expansión de la base este mes son el pago de los intereses de la deuda remunerada y las intervenciones del BCRA en el mercado de bonos. Entre ambos factores, se explica en lo que va del mes una expansión de base de más de $148.000 millones. Por lo tanto el esfuerzo esterilizador del Central se potencia y no logra absorber todo vía Leliq, dejando así en el sistema más de $157.000 millones en circulación. Si bien la tendencia de la expansión de la base parece haberse estacionado en un nivel de 50% interanual, ello no implica que la demanda de dinero no siga cayendo como así lo muestra la evolución del agregado monetaria M2 y el aumento de la velocidad de circulación del dinero. Por ejemplo, la circulación monetaria venía creciendo a un ritmo interanual del 53% y pasó al 50% este mes.

Hasta el día 13 la base creció $157.320 millones. Los canales por los que se emitió fueron $232.000 millones por ATN, vía cancelación de Pases por $132.322 millones, otros $81.754 millones provenientes de la compra/venta de títulos públicos, $66.490 millones vía el pago de intereses, y otros $7.000 de cancelación de depósitos oficiales en el BCRA y $7.574 millones por la compra neta de divisas al sector privado. Por el otro lado, los canales que aspiraron parte de esta emisión fueron principalmente las Leliq por $363.867 millones y otros $6.000 millones vía la venta de divisas al Tesoro.

En el balance de 2022 la base solo ha crecido, en términos absolutos, $271.092 millones. El principal factor explicativo de la emisión es el creciente pago de intereses de la deuda remunerada que ya acumula $740.918 millones. Para tener una dimensión de este número, en 2021 la cuenta total de intereses fue de $1,346 billones. Después del pago de intereses, le sigue la asistencia al Tesoro vía ATN por $290.051 millones. Y por último, la compra neta de divisas por $213.730 millones ($111.781 millones al sector privado y $101.949 millones al sector público), y casi $18.000 millones por retiro de depósitos oficiales en el BCRA. Luego está todo el entuerto de ir traspasando parte de los Pases pasivos (colocaciones a corto plazo de los bancos en el BCRA) hacia Letras del BCRA y del Tesoro con el fin de extender los plazos promedio de los vencimientos. De ahí que el canal de los Pases muestra una expansión de base de $2,338 billones. Y finalmente toda esta emisión, la de los Pases más la del resto, fueron a parar al stock de Leliq a través de su absorción por estos instrumentos de esterilización en un monto de $3,323 billones.

Temas

Dejá tu comentario