31 de enero 2019 - 00:01

Acotan los subsidios al gas y Techint amenaza al Gobierno

ES LA PRINCIPAL BENEFICIARIA POR UN ÁREA EN VACA MUERTA CON INUSUAL AUMENTO DE LA PRODUCCIÓN - La empresa del grupo, Tecpetrol, dijo que se reserva el derecho de tomar acciones legales y que va a revisar el plan de desarrollo previsto para Fortín de Piedra.

Encuentro. El secretario de Energía, Gustavo Lopetegui (de espaldas), se reunió con los principales directivos de YPF, Tecpetrol, PAE, Total y CGC.
Encuentro. El secretario de Energía, Gustavo Lopetegui (de espaldas), se reunió con los principales directivos de YPF, Tecpetrol, PAE, Total y CGC.

a empresa del Grupo Techint es la principal beneficiaria de la resolución 46 que no previó situaciones extraordinarias como la megadevaluación y un aumento inusual de la extracción.

El Gobierno confirmó ayer que no logró acuerdo con las petroleras para modificar la resolución 46 dictada por el exministro Juan José Aranguren por la cual el Estado asegura un precio estímulo al gas de algunas áreas de Vaca Muerta y de Santa Cruz Norte. Como consecuencia, la resolución se mantendrá como fue dictada, pero el subsidio a cargo del Estado se limitará a la producción declarada originalmente. También se decidió que no se aprobarán nuevos proyectos.

La información trascendió ayer luego de un encuentro del secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, con los principales directivos de las petroleras, entre ellos Miguel Gutiérrez, de YPF; Carlos Ormachea, de Tecpetrol; Marcos Bulgheroni, de PAE; Hernán Silva, de Total y Hugo Eurnekian, de CGC.

La decisión de la Secretaría de Energía que busca acotar el gasto en este subsidio a u$s700 millones durante este año, afecta principalmente a Tecpetrol, del Grupo Techint, porque en Fortín de Piedra, en Vaca Muerta, llegó a duplicar la producción con respecto a la estimación inicial. Además abre interrogantes sobre el aumento de la extracción en el futuro porque casi un 80% del alza de 2018 se debe a esa área.

También suscita preocupación sobre los precios del gas al público en los meses de invierno, cuando no hay excedentes y el valor tenderá a ubicarse en línea con el de importación, lo que implicará duplicar el que se paga actualmente.

El titular de Energía, Gustavo Lopetegui, había propuesto que los desarrollos nuevos tuvieran subsidio solo en invierno, pero esto no fue aceptado por las petroleras, incluyendo a YPF, porque seguía dejando a Techint con evidente ventaja al recibir el estímulo del Estado todos los meses del año, aunque limitado a la estimación original.

Apenas concluido el encuentro en la Secretaría de Energía, Tecpetrol informó a la Comisión Nacional de Valores que “la sociedad y sus asesores legales no encuentran sustento jurídico al criterio que actualmente adopta la Secretaría de Gobierno de Energía, por lo cual hace expresa reserva de sus derechos, y se encuentra analizando los cursos de acción a seguir.”

Desde el punto de vista legal, el tema puede ser objeto de distinta interpretación, porque la Resolución 46 fue redactada en términos demasiado amplios sin contemplar situaciones extraordinarias, como la originada en que Tecpetrol llegó a producir 17,5 millones de metros cúbicos diarios en Fortín de Piedra, cuando en el proyecto presentado en agosto de 2017 solo esperaba extraer 8,5 millones.

Esa empresa argumentó también que al liquidar la compensación correspondiente a abril, mayo, junio y julio de 2018, la Secretaría de Energía consideró la totalidad de la producción aun cuando superaba las proyecciones.

Según Tecpetrol, “el cambio de criterio de pago alcanza retroactivamente a las liquidaciones de abril, mayo, junio, julio, agosto, septiembre y octubre de 2018, lo que implica hasta septiembre 2018 un menor pago de $1.994 millones y, si se mantuviera para todo 2018, el impacto ascendería a $5.655 millones”.

Por último, también expresó que “el cambio de criterio impacta negativamente en el flujo de fondos de la sociedad”, por lo que decidió “revisar los términos del plan de desarrollo del área, a fin de readecuar el flujo de fondos al nuevo escenario y mejorar sus indicadores financieros”.

Un dato llamativo es que según trascendidos confiables, Tecpetrol había aceptado la propuesta oficial que modificaba el criterio para los subsidios de modo que solo alcanzaran a la producción prevista, e incluso fijaba un límite de u$s2,50 por millón de btu a partir de este año, cuando por la resolución 46 tal como era y como quedó, le corresponde que el Estado se haga cargo de la diferencia entre u$s7 y el precio percibido del comprador. También había aceptado diferir el pago de un 30% del total, mientras ahora percibirá el 85% durante el año, y se postergará sólo el 15%.

Por eso, hay razones para creer que el Gobierno debió finalmente laudar entre Tecpetrol y el resto de las petroleras, lo que incluye empezar a pagar a éstas últimas la deuda por el Plan Gas de 2017 por u$s 1.500 millones en 30 cupones mensuales, tal como preveía otra norma dictada por Aranguren en mayo del año pasado.

Con la regularización de esos pagos, que benefician especialmente a YPF y PAE, se supone que el gobierno busca que una eventual caída de la producción en Fortín de Piedra sea compensada por las otras compañías.

Con todo, lo que sigue pendiente es por qué el gas local sigue siendo tan caro en la Argentina en comparación con otros países productores. Y por qué este gobierno, igual que el anterior, necesita subsidiar a las petroleras para que inviertan en aumentar la producción.

Dejá tu comentario

Te puede interesar