Renovaron por cinco años medidas antidumping contra calzado chino

Economía

Se trata de zapatos, tanto de cuero como de material sintético. Se aplicará un valor mínimo de u$s13,38 el par. Argentina produjo en los primeros 10 meses 48 millones de pares, e importó por valor de u$s236 millones.

El Ministerio de Desarrollo Productivo renovó por 5 años máximo una medida antidumping contra la importación de calzados desde China. Lo hizo mediante una resolución publicada en el Boletín Oficial y por medio de la misma, se seguirá aplicando un valor mínimo de referencia por par de u$s13,38 el par.

En rigor, el reclamo de la industria argentina del calzado comenzó en 2009, cuando se pidió al Gobierno de entonces iniciar una investigación en contra de los productos de origen asiático, en función de la posibilidad de que generen daño a la producción local. Como resultado de la pesquisa se determinó que los calzados chinos tenían un importante margen de dumping, al comparar con valores considerados “normales” en el comercio internacional.

La primera de las medidas de protección a la industria local se dispuso en 2010 en el marco de las regulaciones de la Organización Mundial del Comercio (OMC) que estipulan que ese tipo de sanciones se pueden aplicar por 5 años. Una vez pasado ese plazo, el Gobierno podría reabrir la investigación para establecer si las operaciones de dumping chino habían cesado.

Fue así que en diciembre del 2010, el Ministerio de la Producción retomó el caso bajo el pedido nuevamente de la cámara empresaria y concluyó que la práctica de las empresas del gigante asiático no habían concluido, por lo cual, renovó la penalidad por otro lustro.

El segundo plazo venció ahora. Con la firma del ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, se retomó la investigación, y se concluyó que persiste la práctica ilegal de los chinos por lo cual renovó el valor de referencia FOB previsto por otros 5 años.

Se trata de unas treinta posiciones arancelarias para un tipo de producto “fabricado con la parte superior de material natural y/o sintético y la parte inferior de material natural y/o sintético, dirigido al consumidor masculino, femenino o infantil y destinado al uso diario, social o deportivo”. De los mismos se excluyen las botas para practicar sky y snowboard.sss

Normas

Al respecto, la Comisión Nacional de Comercio Exterior, que es el organismo que lleva a cabo las investigaciones, concluyó que por comparación con las importaciones de los mismos productos en Uruguay, el valor en Argentina seguiría por debajo de los mismos calzados de producción nacional.

Si bien las normas de la OMC indican que el plazo máximo de las medidas antidumping tienen un plazo máximo, estas se pueden renovar en la medida en que se reinicien las investigaciones de rigor que manda el procedimiento internacional.

De acuerdo con datos de la consultora Investigaciones Económicas Sectoriales (IES), la producción de calzado argentino alcanzó los 48 millones de pares entre enero y octubre con una fuerte contracción del 30% con respecto a igual período de 2019.

Por otro lado, el consumo aparente para el acumulado de diez meses registró un total de 61 millones de pares, con un derrumbe del 31,3% en comparación con igual periodo de 2019.

En el acumulado de diez meses, las importaciones del sector de calzado y sus partes totalizaron u$s236 millones, con una caída del 33,2% interanual. En tanto, en cantidades hubo un descenso del 30%, al registrarse 14 millones de pares menos. El origen de las importaciones de calzado y sus partes muestra a Vietnam como el principal proveedor externo, con una participación del 30,8%. Lo sigue Brasil con el 28,5% que perdió el primer lugar como proveedor hacia Argentina en la industria. El destino de las exportaciones fue liderado por Uruguay con el 66,7% del total, y en segundo y tercer lugar, se ubicaron Chile y los Estados Unidos, con 20,3% y el 6,7%, en forma respectiva.

Dejá tu comentario