Prorrogan devolución del IVA en tarjetas

Economía

El Ministerio de Economía anunciará antes del viernes la continuidad del régimen lanzado por Domingo Cavallo en 2001 de devolución parcial del IVA para las compras con tarjetas de crédito y débito por un año más, mecanismo que fuera impulsado para fomentar el consumo durante la crisis económica de 2001- 2002. El régimen, que beneficia con una devolución de 5% de las compras con tarjetas de débito y 3% para las operaciones con tarjetas de crédito,vence el viernes, y para su continuidad se necesita el decreto reglamentario de parte de la ministra Miceli.

La funcionaria estudiaba ayer con sus técnicos la decisión a tomar, que según fuentes del Palacio de Hacienda sería positiva. La aceptación se basa en que fiscalmente el régimen no tendría mayores costos, ya que la pérdida de recaudación por la reducción del impuesto se obtiene por el incremento en la cantidad de operaciones realizadas «en blanco» a través de los instrumentos de pago.

Desde la AFIP aseguran que el uso de este régimen permitió blanquear un importante nivel de compras realizadas en el mercado interno, ante la voluntad del público de utilizar las tarjetas para obtener los beneficios. Como estas operaciones necesariamente deben realizarse vía electrónica, quedan registradas en los archivos informáticos de los comercios, con lo cual el control para el organismo recaudador se facilita.

• Montos

Según fuentes de las empresas administradoras de tarjetas, en total por esta vía el público habría tenido devoluciones cercanas a los $ 230 millones en operaciones con tarjetas de débito y otros $ 395 millones con las de crédito.

Para los próximos meses, la AFIP estudia la posibilidad de incluir también en el descuento de 5% a todas las compras que se realicen en efectivo
. Esta alternativa había sido pensada para principios de 2005, pero el entonces ministro de Economía, Roberto Lavagna, archivó la posibilidad por su eventual costo fiscal. Ahora el gobierno relanzaría el proyecto y lo presentaría en el segundo semestre del año.

El sistema consiste en la emisión por parte de la AFIP de una tarjeta magnética, en la cual los consumidores podrían cargar el crédito que van acumulando con sus compras.
Si se generaliza el uso del instrumento, prácticamente todas las ventas quedarían registradas en los archivos de la AFIP, lo que facilitaría su control.

Dejá tu comentario