Agro: por suba de cotizaciones ingreso de divisas sería de u$s26.500 M en 2021

Economía

En pocas semanas el valor bruto de la cosecha se revalorizó hasta los u$s24.326 millones, lo que representa un incremento del 24% respecto al ciclo previo. La recaudación por derechos de exportación ascendería a u$s6.949 millones.

La suba en las cotizaciones internacionales de la soja y el maíz revalorizaron la cosecha local hasta los u$s24.326 millones, lo que representa un incremento del 43% respecto al ciclo previo y un posible ingreso de divisas -teniendo en cuenta los valores de los principales productos exportables como los subproductos y el aceite de soja- de alrededor de u$s26.500 millones, mostrando una suba del 14% versus la campaña anterior, según un análisis elaborado por la Bolsa de Comercio de Rosario.

De esta manera, el impulso de los precios, que tocan los valores más altos en 6 años para la soja de la nueva campaña y en 4 años para el maíz 2020/21, dio lugar a un efecto precio positivo de nada menos que u$s7.835 millones, en tan solo unos pocos meses, porque por ejemplo el valor de la soja hoy se ubica 35% superior que en marzo pasado, según se desprende de las pizarras de Chicago.

“A nivel desagregado, se proyecta un valor bruto de producción récord para el maíz con u$s8.976 millones, que representa un aumento del 46% respecto al ciclo 2019/20. En soja, tal indicador se ubica en un máximo desde el ciclo 2013/14 incrementándose a u$s15.350 millones, equivalente a una variación positiva interanual del 40%, siempre sujeto a que las actuales perspectivas de producción puedan en efecto ser realizadas y que las cotizaciones se mantengan en los rangos actuales”, detalla el documento de la Bolsa rosarina.

Esta suba más que sustancial no solo compensa la posible caída de producción de soja y maíz que se presentaría a partir de la falta de precipitaciones, sino que también se convierte en una excelente noticia para la economía argentina de cara al próximo año. El análisis da cuenta que a los valores de exportación que se negocian actualmente para embarques de la nueva cosecha, las casi 75 millones de toneladas que se proyectan exportar en la campaña 2020/21 tanto de maíz en grano como del complejo soja (poroto, harina y aceite) permitirían generar un ingreso de divisas superior a los u$s26.500 millones, un 14% por encima del año anterior y un 28% superior al promedio de los últimos años.

“En términos de volumen exportado, para la nueva campaña 2020/21 se prevén embarques de poroto y harina de soja levemente por encima del ciclo anterior (un 7% y un 1%, respectivamente) en tanto que los despachos de aceite de soja caerían un 11% frente a la incipiente recuperación que se espera del uso doméstico para biocombustible. En total, el principal complejo exportador del país embarcaría 40,3 millones de toneladas, un 2% por encima del ciclo actual, aunque gracias al repunte de los precios ello facilitaría que el valor de las exportaciones suba un 14% interanual a u$s19.400 millones, adelanta el informe.

Por su parte, las exportaciones de maíz 2020/21 caerían un 4% respecto al ciclo anterior a 34,5 millones de toneladas, aunque la recuperación de los precios de exportación más que compensarían el recorte, y el valor de los despachos del cereal crecerían un 15% interanual a u$s 7.100 millones.

Finalmente, tal proyección favorable para los principales cultivos y complejos exportadores de la Argentina, podría tener un impacto positivo en la recaudación de Derechos de Exportación.

En este sentido, considerando las alícuotas que volverían a estar vigentes a partir de 2021 en el complejo soja, se arriba a una estimación de ingresos para el Estado por u$s6.949 millones en la campaña comercial 2020/21. Mientras que en pesos tal ingreso tributario podría arribar a $683.993 millones, en base al tipo de cambio promedio estimado a partir de la curva de devaluación esperada por el gobierno en el Proyecto de Ley de Presupuesto 2021.

Dejá tu comentario