Sorpresa: un acuerdo comercial con Brasil

Economía

Industriales textiles argentinos y brasileños renovaron un acuerdo que permitirá este año el ingreso al país de 15,8 millones de metros de tela de jean, equivalente a alrededor de 40% del consumo interno. El convenio fue suscripto por la Cámara de Denim y Corderoy ( CADECO) de la Argentina y la Asociación Brasileña de la Industria Textil (ABIT).

El acuerdo llega en medio de una durísima disputa que divide a los socios del Mercosur, justamente en función de lo que los empresarios argentinos denuncian como «invasión brasileña».

Sin embargo, en un comunicado distribuido ayer, los textiles argentinos aseguran que a partir del acuerdo «habrá fluidez en la oferta, sin dañar a la industria argentina».

El comunicado explica que «el respeto sobre lo acordado el año pasado nos animó a realizar importantes inversiones en modernización de plantas y ampliación de capacidad instalada». Por el convenio suscripto en 2004, Brasil redujo sus exportaciones de denim a un máximo de 15 millonesde metros lineales anuales; a cambio, la Argentina levantó para ese segmento específico las licencias obligatorias. De todos modos, fuentes de la cámara local aseguraron que se está investigando a una gran empresa brasileña -cuya capacidad de producción es mayor que todas las argentinas juntas-, la que se habría excedido en sus exportaciones.

Cabe recordar que
textiles, calzado, electrodomésticos de línea blanca e indumentaria son los sectores más « sensibles» en lo que hace a las asimetrías comerciales entre Brasil y la Argentina; en su defensa, la dirigencia de la Unión Industrial Argentina hizo fuertes reclamos la semana pasada en Brasilia frente a tres miembros del gabinete de Lula da Silva. Los brasileños, por ahora, responden con la necesidad de «instrumentar la agenda positiva, ir juntos a venderle al resto del mundo y dejar que el mercado arregle estas cuestiones a todas luces menores». Como se ve, el acuerdo por los textiles es apenas un paso en un camino que se hace difícil de recorrer.

Dejá tu comentario