21 de agosto 2002 - 00:00

Suspensión de ejecuciones estimuló moras en expensas

Suspensión de ejecuciones estimuló moras en expensas
A10 días del comienzo de setiembre, en los consorcios de Capital Federal se registra un rojo de $ 122.500.000 por retrasos en el pago de expensas de julio. El dato revela que aproximadamente 35% de los copropietarios todavía no afrontó este gasto, proporción que parece repetirse en todo el país. Las administradoras, encargadas de sostener los balances en los edificios, se armaron con un batallón de medidas entre las cuales se destaca la imposición de intereses punitorios de 7% para los incumplidores. La suspensión de las ejecuciones volvió a complicar la situación, a pesar de que en junio había mejorado el nivel de pago. Además, las expensas aumentaron en muchos casos, y algunos gastos, como la vigilancia sábados y domingos -que se habían eliminado masivamente-, volvieron a asumirse por el grado de inseguridad que vive el país. De acuerdo con cifras del Consejo Profesional de Ciencias Económicas, en la Ciudad de Buenos Aires hay 100 mil edificios bajo régimen de la Ley 13.512 que totalizan unos 2.500.000 unidades y que abonan en promedio $ 140 mensualmente en concepto de expensas. Entonces, en el caso ideal, deberían ingresar $ 350.000.000 en las administradoras cada mes.

•Recuperación

Sin embargo, los encargados del cobro indican que cuando finalice agosto sólo recuperarían entre 25 por ciento y 30 por ciento de los morosos. Y si el pronóstico se cumple, ingresarían $ 35.000.000 más y recién en setiembre algo de los $ 87.500.000 que se pagarían con más de 30 días de atraso.

«La suspensión de las ejecuciones hace que aumente la morosidad», explicó Horacio Bielli, administrador y miembro de la Cámara Argentina de la Propiedad Horizontal y Actividades Inmobiliarias (CAPHAI). «Hoy 35% no pagó, pero muchos pagan antes de las liquidaciones», agregó. Comparativamente, y a pesar de la suspensión de las ejecuciones, el nivel de cobro de expensas mejoró a comparación de marzo o abril, cuando no se podía ni siquiera soñar con que 40% de las expensas que no se habían abonado en fecha pudiera recuperarse en algún porcentaje. Ahora, se prevé cobrar a 75% y 80% de los copropietarios a finalizar el mes.

En cambio, entre enero y mayo, se pretendía efectivizar el cobro de 60% de las expensas totales mensualmente. «La mejora se dio porque las administradoras empezamos a aceptar patacones y LECOP. Hay 20% que son deudores crónicos y un porcentaje de incobrables que están en juicio. Se pusieron muchas propiedades a la venta porque se hace cada vez más difícil pagar las expensas», indicó.

Según un informe de CAPHAI, hubo un incremento en el costo de los servicios y productos de utilización común, como materiales, pinturas y membranas, que aumentaron 100%; artículos de electricidad y limpieza, 30%; bombas elevadoras y cañerías para agua fría, 150%; y caños, 15%. A todo esto debe sumarse el gasto de reposición de porteros, tapas de luz y gas que en distintos barrios fueron robadas.

«Se está reforzando la cobranza en todo sentido. Se persigue a los deudores, se los llama todos los días y se cuidan todos los gastos. Hay entre 25% y 30% de morosidad en este momento», aseguró Néstor Rojo, agente inmobiliario.

La mora en alquileres no es tan importante como en las expensas desde que funciona la reforma del Código Procesal Civil y Comercial, que permite el desalojo inmediato con el sólo depósito de una caución. «Es importante la cantidad de inquilinos que abonan el alquiler después del día 15. Los atrasos se deben a la demora en el cobro de sueldos y a los despidos», aseguró José Luis García Ventureyra, presidente de Defensa de los Inquilinos. «También se dan atrasos por el mal estado de las viviendas que se alquilan; el inquilino no quiere hacerse cargo de los arreglos y presiona al propietario demorando el alquiler», agregó. Como muchos de los nuevos contratos de alquiler se pactan siempre y cuando el inquilino se haga cargo del pago de expensas, primero saldan cuentas con el propietario y, después, con el consorcio.

Dejá tu comentario

Te puede interesar