Beyoncé reinó en los Grammy

Edición Impresa

Los Angeles - Beyoncé, Michael Jackson y Haití fueron los grandes protagonistas de la 52a. entrega de los Grammy (los Oscars de la música), realizada el domingo en el Staples Center de Los Angeles.

La reina del soul, Beyoncé, arrasó con seis distinciones, entre ellos el de canción del año por su hit «Single Lady». Sin embargo, el galardón más codiciado de la noche, el de álbum del año, fue para la joven cantante de country Taylor Swift, por «Fearless».

De esta forma, Swift batió en esa categoría a Beyoncé, a Lady Gaga, a la Dave Matthews Band y a The Black Eyed Peas, quienes competían por la categoría más esperada. «Vamos a contar esta historia hasta que tengamos 80 años», dijo Swift, de sólo 20, al recibir el premio. «Una y otra vez. Vamos a cansar a nuestros nietos contándoles que en 2010 ganamos el Grammy al álbum del año. Muchas, muchas gracias».

Swift
también ganó el Grammy al mejor álbum country y se hizo de otros dos premios con la canción «White Horse». Así y todo, Beyoncé cosechó la mayor cantidad de estatuillas: el hit «Single Lady» también le valió a la cantante estadounidense los Grammys a la mejor canción de rithym & blues y mejor vocalista femenina en ese género. Además, la cantante que había recibido diez nominaciones, logró que su álbum «I Am...Sasha Fierce» se quedara con el premio de mejor álbum de rithym & blues contemporáneo.

Beyoncé agradeció a sus fans y, sobre todo a su marido, el rapero Jay-Z, con quien integra uno de los matrimonios más ricos de Hollywood, según la revista «Forbes».

Los hermanos puertorriqueños de «Calle 13» se alzaron con el Grammy al mejor álbum de rock latino, alternativo o urbano, imponiéndose a los colombianos Aterciopelados, la española Bebe, los argentinos Fabulosos Cadillacs y el dúo de reggaeton puertorriqueño Wisin Y Yandel.

Los shows del Grammy suelen destacarse por la cantidad de estrellas que desfilan por el escenario. La nueva luminaria del pop detrás de Britney Spears y Madonna, Lady Gaga, abrió la ceremonia con su hit «Poker Face», enfundada en un traje verde brillante y terminó sentada al piano junto a Elton John.

Gaga
ganó los Grammy a la mejor grabación dance por «Poker face» y al mejor álbum dance/electrónico por «The Fame».

Durante la velada hubo un homenaje a Michael Jackson, a siete meses de su muerte. Se proyectó un videoclip del tema «Earth Song» de Jackson, con tecnología 3D, que el cantante había preparado para la serie de conciertos «This Is It» que iba a realizar en Londres y que se vieron frustrados por su muerte.

A la voz de Jackson se sumaron, en vivo sobre el escenario, Usher, Carrie Underwood, Celine Dion, Jennifer Hudson y Smokey Robinson. La multitud se puso de pie cuando los dos hijos de Jackson, Prince, de 12 años, y Paris, de 11, aparecieron para recibir un premio a la carrera de su padre fallecido. Ambos agradecieron el Grammy póstumo y Prince expresó: «Su mensaje es simple: amor. Seguiremos llevando su mensaje».

También hubo un segmento dedicado a las víctimas del terremoto en Haití: la cantante Mary J. Blige y el tenor italiano Andrea Bocelli cantaron juntos «Bridge Over Troubled Water», de Simon & Garfunkel. Los fondos que se recauden serán donados a los damnificados por la tragedia en ese país.

Agencias DPA y AFP

Dejá tu comentario