Caso Madoff: piden 150 años de cárcel

Edición Impresa

Nueva York - El financiero estadounidense Bernard Madoff fue acusado ayer de once delitos relacionados con fraude y lavado de dinero, por lo que se enfrentará a una pena de hasta 150 años de cárcel, aseguró ayer la Fiscalía de Nueva York.
A través de un comunicado, las autoridades insistieron en que el financiero, en arresto domiciliario desde diciembre pasado ante la sospecha de que orquestó una de las mayores estafas de la historia, no negoció ningún acuerdo con la Fiscalía para declararse culpable de estos cargos. Además, insistieron que «el fraude organizado por Madoff no tiene precedentes en el tamaño ni en el alcance», por lo que continúan con la investigación.
La Fiscalía detalló que los cargos son los de fraude con acciones, en asesoría de inversión, fraude postal, en transferencias bancarias, declaraciones falsas, perjurio, haber facilitado información falsa a la Comisión del Mercado de Valores de Estados unidos (SEC, por su sigla en inglés) y robo de los fondos de inversión de trabajadores.
«No hay un pacto de declaración de culpabilidad entre el Gobierno y el acusado», añadió la Fiscalía en relación con las informaciones publicadas que apuntaron a que Madoff sí estaría negociando con las autoridades un acuerdo en ese sentido.
El norteamericano de 70 años acudió ayer a una audiencia en el Tribunal Federal del Distrito Sur de Nueva York sobre un posible conflicto de intereses de su abogado Ira Sorkin. El letrado y su familia invirtieron u$s 900.000 en los esquemas financieros de Madoff, pero el juez, Denny Chin, resolvió que puede seguir defendiendo a su controvertido cliente.
Previsible
En los tribunales, el propio Sorkin aseguró que es previsible que mañana, cuando Ma-doff también está llamado a comparecer ante esa Corte, se declare culpable de los cargos de los que fue acusado. Interrogado por el juez en la Corte neoyorquina, Sorkin, declaró: «Creo que esa es una expectativa correcta». De declararse culpable, Madoff renunciaría a su derecho a ser sometido a juicio.
A pesar del conflicto de intereses, Madoff se declaró satisfecho con el trabajo de Sorkin, y así se lo hizo saber al juez durante la audiencia de ayer.
Para llegar a la Corte de Manhattan, el financiero (ex presidente del Nasdaq) debió vestir un chaleco antibalas y resistir los gritos e insultos de varias personas que lo esperaban a la salida de su casa.
El financista montó un multimillonario esquema de fraude con las inversiones de amigos y conocidos en el mundo de los ricos y famosos de Nueva York, aunque los altos rendimientos que ofrecía se tradujo en que lograra captar ahorros en varios países del mundo, entre ellos la Argentina.
Damnificados
Los abogados de las víctimas creen que mundialmente unos tres millones de personas, incluyendo bancos importantes y celebridades, perdieron dinero en esta estafa.
El sistema proporcionó durante décadas ganancias de entre el 10% y el 12% pero la reciente crisis financiera hizo explotar el esquema y evaporó hasta u$s 50.000 millones, según las estimaciones de las autoridades norteamericanas.
Madoff está bajo arresto domiciliario desde hace tres meses en el lujoso apartamento que posee en Manhattan, en donde también cuenta con vigilancia permanente, entre otras restricciones estipuladas cuando el tribunal decidió imponerle una fianza de u$s 10.000 millones.
Agencias EFE, Reuters y ANSA

Dejá tu comentario