18 de noviembre 2011 - 00:00

Corte: datos de morosos caducan en cinco años

Ricardo Lorenzetti
Ricardo Lorenzetti
La Corte Suprema les ordenó al Banco Central y al Citibank borrar los datos de dos clientes deudores de sus saldos de tarjetas de crédito. Los fallos, que cuentan con las firmas del presidente del tribunal, Ricardo Lorenzetti, y de los otros seis miembros, apuntan a reforzar los artículos de la Ley de Protección de los Datos Personales que establecen la caducidad de los registros de morosos en un plazo de dos años, una vez saldada la deuda, o de cinco años aunque no se hubiese cumplido el compromiso.

Se trata de dos resoluciones del 8 de noviembre pasado en las que ambos demandantes iniciaron acciones de hábeas data por la persistencia de los registros más allá de los cinco años fijados como límite en la normativa.

La base para los fallos fue el artículo 26 de la Ley 25.326, que establece el denominado «derecho al olvido» que garantiza que serán eliminadas de los bancos de datos «las informaciones que, si bien fueron ciertas, han caducado por el paso del tiempo».

En las dos demandas, de acuerdo con la Corte, el Citibank había mantenido en sus registros la condición de deudores incobrables de ambos clientes.

Dejá tu comentario