Demolición del mercado

Edición Impresa

Comentábamos ayer que la peor parte del discurso del presidente del Banco Central en el IAEF pasó su: "...tener un mercado de capitales fuerte lleva muchos años. Es algo que debe ser planificado a largo plazo". Obviamente "el Toto" desconoce que la emisión local de deuda privada (no bancaria) en Rusia paso de 0% del total en 2003 a casi 50% en 2007, en Sudáfrica de 0% en 2000 a 60% en 2004, en India de 5% en 2007 a 30% en 2011 y en Brasil de 20% en 2008 a 50% en 2013, lo que demuestra que bastan cuatro años para crear un mercado local de capitales competitivo con el externo. Que la actual administración haya escogido desde un inicio privilegiar el mercado internacional, a expensas del doméstico, es otra cuestión, por la que hoy todos pagamos los platos rotos. Pero peor aún que desconocer esto es desconocer nuestro propio mercado y su historia. Aun siendo muy imperfecta, la medida más usual sobre el peso del mercado de capitales es el cociente entre la capitalización del mismo y el PBI, que en estos momentos ronda 8.7% (era 9.4% cuando se fue CFK). En lo que va de la gestión de MM (data del Banco Mundial) estaría rondando 9.5 puntos (frente a un promedio mundial de 110 puntos), debajo de la media histórica argentina (desde 1977=11.02) y la de la administración K (13.7 puntos), con el triste récord de finalizar este año con el segundo mayor derrumbe de nuestra historia (a pesar de la bambolla oficialista, la suba 2015/17 estuvo en línea con las históricas: 3.2 puntos de PBI). Si bien la capitalización argentina como parte del PBI ha sido consistentemente inferior a la mundial (72%), entre 1992 y 1993 la vimos pasar de 8.1 puntos a 18.6 del PBI (la mundial era entonces 64.3%) y entre 2002 y 2003 de 16.9 a 27.4 del PBI (la mundial 85.2) lo que demuestra que otrora, el tiempo no ha sido una limitante para el desarrollo de nuestro mercado de capitales. Seguimos mañana. La semana arrancó con el Merval ganando un 0.8% que era abortado antes de mediodía, para cerrar la jornada 1.19% abajo en 29.455,22 puntos. Mezcla del parate por la celebración judía y la propia dinámica del mercado, el operado bajó a $540.3 millones (41% menos que el viernes) partidos en 29 alzas, 9 papeles sin cambio y 49 mermas. Ejes de la rueda fueron el Macro (-0.28%) con $153 millones, el Galicia (-2.11%) con $60 millones y el Supervielle (-3.23%) con $53 millones. En el podio líder: Cresud (2.22%), Aluar (0.99%) y Petrobras Brasil (0.36%); en el antipodio: Metrogas (-3.37%) el Supervielle y ByMA (-3.12%). El riesgo país, 3% arriba y el dólar, 1%.

Dejá tu comentario