Massa busca una hazaña y confía en equipo económico

Edición Impresa

Sergio Massa clausuró ayer su campaña electoral en el Museo de Tigre donde se mostró confiado en arañar el balotaje el próximo domingo y, en ese caso, definir la presidencia de la Nación en un duelo peronista ante Daniel Scioli. Junto a su esposa Malena Galmarini y sus hijos, el candidato de Unidos por una Nueva Alternativa (UNA), inició el acto entonando las estrofas del himno nacional argentino.

"Nos quisieron empujar, nos quisieron hacer caer y acá estamos, en las puertas del balotaje del próximo domingo", fue la arenga inicial de Massa quien agradeció el apoyo de su familia,. de Roberto Lavagna y de José Manuel de la Sota, el gobernador de Córdoba. "Hoy quiero invitar a todos los argentinos a que cuando vayan a votar están poniendo un ladrillo arriba del otro para construir un país. Vamos a barrer a todos los ñoquis de La Cámpora", explicó Massa. El exalcalde de Tigre insistió con ser el único candidato capaz de derrotar a Scioli en una eventual segunda vuelta electoral a realizarse el 22 de noviembre.

Joaquín de la Torre (San Miguel), Jesús Cariglino (Malvinas Argentinas), Julio Zamora (Tigre), el senador bonaerense Sebastián Galmarini, los candidatos al Parlasur Alberto Asseff y Jorge Vanossi, Felipe Solá, Graciela Camaño, Mirta Tundis y Gilberto Alegre ocuparon las primeras filas en las gradas ubicadas en el Museo de Tigre.

"El domingo, con más orgullo que nunca, les pido que se levanten temprano y que el domingo revienten las urnas el voto de los jubilados. También a las madres que viven con miedo por la inseguridad y las drogas", exhortó Massa en el tramo central de su discurso al reiterar que declarará la emergencia nacional en seguridad.

El candidato a presidente por UNA prometió "un país seguro donde el trabajo y la educación sean los motores de funcionamiento" si gana las elecciones, y cuestionó a su contrincante del frente Cambiemos, Mauricio Macri, por "la estética contradictoria que representan las bicisendas y las villas porteñas, como la 31 y la 1-11-14".

Massa dijo que si el candidato del Frente para la Victoria, Scioli, ganara las elecciones del domingo, mira "las rutas, los hospitales y las escuelas" y se imagina "un país como está la provincia", en tanto que si ganara Macri mira "la villa 31 y la 1-11-14 y las bicisendas" y sostuvo que "más allá de la estética, hay que resolver los problemas de fondo, porque no alcanza con el maquillaje".

El candidato de UNA también se refirió al problema gremial en la línea B, y lamentó la "falta de firmeza para hacer cumplir la ley" y de decisión política para "desalojar" a quienes bloquean vías. "Hace un año presenté una ley que limita los reclamos sociales, garantizando el derecho a reclamar pero también al trabajo", dijo.

En cuanto al programa Fútbol para todos, el candidato dejó claro que "la gente tiene que seguir viendo fútbol, pero en los entretiempos debe terminarse la fiesta de la propaganda política". "Vendemos la publicidad y con esa plata financiamos la construcción de polideportivos. Un polideportivo cada 20.000 habitantes, con gimnasio y canchitas para que los pibes estén allí y no en la calle. Yo hice 17 en Tigre, con pileta climatizada y su profe, y hoy los usan 80.000 personas", consignó.

Dejá tu comentario