Postulantes del FpV, cuartos en Córdoba

Edición Impresa

En la estratégica plaza de Córdoba -el segundo distrito electoral del país, y que renueva 9 bancas de diputados nacionales- la peronista Unión por Córdoba se alzó con el triunfo en las primarias por 29,74% de los votos, mientras que la UCR se ubicó en segundo lugar, con 22,19%.

El tercer puesto, en tanto, quedaba en manos de Unión PRO (12,15%, con el exárbitro Héctor Baldassi, en una de las sorpresas de la jornada), mientras que el kirchnerista Frente para la Victoria debía conformarse con un incómodo cuarto lugar (10,8%) y el juecismo evidenciaba un traspié histórico, en séptimo lugar (3,36%).

Por su parte, también recibía un duro golpe el exministro de Economía, Domingo Cavallo, que arañaba el décimo escalón con Es Posible (1,28%) e intentaba llegar al 1,5% necesario para poder ir al cuarto oscuro en octubre.  

De esta forma, celebraron el crítico mandatario justicialista José Manuel de la Sota y su lista de candidatos, encabezada por el exgobernador Juan Schiaretti (Movimiento de Unidad Peronista, que se impuso en la interna al Frente Renovador de Martín Llaryora).

Así, en el marco de la dura puja política de De la Sota con la Casa Rosada -que se libra también en la Corte Suprema, en materia de fondos adeudados- y en un territorio muchas veces esquivo para el kirchnerismo, salió perdidoso el FpV, que lleva como primera candidata a la exrectora de la Universidad de Córdoba, Carolina Scotto.

Anoche Scotto -quien podría quedar afuera del Congreso en octubre- destacó sin embargo "el importante crecimiento" respecto de la elección de 2011. En los comicios legislativos de ese año, el delasotismo había resignado su lista de candidatos al Congreso en favor de la ristra kirchnerista, aunque el gesto no logró evitar la ruptura con Balcarce 50.

Un dato importante lo brindó la ciudad de Córdoba, con más de un millón de electores en un padrón de alrededor de 2,6 millones de personas. Allí el escrutinio provisorio mostraba un escenario reñido, con el radicalismo anoche por encima de Unión por Córdoba.

Por de pronto, en el plano provincial en segundo lugar se ubicó la UCR, que conservó el caudal de votos de 2011. También dirimió precandidatos, ungiendo la postulación de Oscar Aguad por su reelección.

En medio de una participación del 70% del padrón, por su parte, Unión PRO -que llevó como principal espada a Baldassi- se quedaba con el tercer puesto. En tanto, Vecinalismo Independiente, que alienta a Olga Riutort -exesposa de De la Sota y con conexiones K- quedaba quinta, mientras que el juecista Frente Progresista Cívico y Social -que promueve al diputado nacional Ernesto Martínez- caía al séptimo lugar, dibujando un duro revés para la fuerza gestada por Luis Juez.

Dejá tu comentario