Show business

Edición Impresa

Eastwood presidente de museo policial

Clint Eastwood aceptó el cargo de presidente de honor del futuro museo de la Policía que se inaugurará a fines de 2013 en Washington y que estará dedicado a la historia y el papel de este cuerpo de seguridad, anunciaron ayer autoridades del museo. El actor y director cinematográfico afirmó estar «muy honrado de contribuir a contar la historia de la heroica labor y dedicación» de la Policía, según el comunicado de prensa del museo. «La Policía se merece este homenaje. Un policía es asesinado en servicio cada 53 horas en Estados Unidos. A pesar de los riesgos, 800.000 mujeres y hombres trabajan todos los días para servirnos y protegernos», afirmó Eastwood, famoso por su papel como el inspector de policía «Harry el Sucio», entre otros. Este «ícono de Estados Unidos» aporta su fama para crear conciencia y recaudar fondos para el proyecto, indicó el museo.

Debut del Burgess músico

Las canciones que el novelista Anthony Burgess compuso para un musical basado en su obra «La naranja mecánica» se podrán escuchar por primera vez en el Reino Unido en el marco de una serie de actos que celebrarán en Manchester los 50 años de su publicación. Burgess, cuyas aptitudes musicales eran bien conocidas, se embarcó en el proyecto del musical en los años 80, tras el estreno de la película de Stanley Kubrick, temeroso, según informa la BBC, de que su enorme éxito dejara en la sombra la novela y su propia firma. Sin embargo, el proyecto no prosperó. Más adelante, hubo nuevas adaptaciones para las tablas de su obra, incluida una versión de 1990 que se estrenó en Londres con canciones de Bono y The Edge de U2, y libreto del propio Burguess. Las críticas, entonces, fueron negativas y el propio novelista confesó que el resultado le dejó frío. En cualquier caso, el musical maldito pretendía también ser un regreso a la literalidad de la novela, frente a las variantes que introdujo Kubrick en su film. La BBC cita el ejemplo de la escena de la paliza en la cárcel que, en el texto de Burguess era más «ligera y alegre». En 1985, Burguess escribió unas líneas que demostraban su malestar con la película de Kubrick: «El film facilitó que los lectores malinterpreten el tema de mi novela y esa mala interpretación me perseguirá hasta que muera. No debí escribir La naranja mecánica por ese peligro».

Compensación real

La aerolínea británica British Airways (BA) ofreció cupones por 200 libras al príncipe Guillermo y a su esposa, Kate, como compensación por la falta de entretenimiento en su vuelo de regreso desde EE.UU., según informó ayer la agencia británica PA. Tras concluir una gira de once días por América del Norte, los duques de Cambridge pasaron diez horas de ruta desde Los Ángeles a Londres «aburridos» al fallar las pantallas que normalmente ofrecen una selección de films y documentales para amenizar los viajes. La pareja regresó al Reino Unido el pasado domingo, tras realizar su trayecto en primera clase en un vuelo regular de la aerolínea.

Todos contra Lady Gaga

Lady Gaga, que levantó polvareda la semana pasada al actuar vestida de sirena en una silla de ruedas, fue acusada por Bette Midler de copiar este número musical. «Querida Lady Gaga, si una sirena en una silla de ruedas te resulta familiar, ¡es porque lo es!», se puede leer en la cuenta de Twitter de Midler, en la que añade: «La he interpretado desde 1980, así que puedes quedarte con el vestido de carne y los pechos con fuegos artificiales, la sirena es mía». Midler, que aparece en diversas grabaciones que circulan por internet ataviada con un traje azul de sirena interpretando «New York, New York», publicó otros comentarios más conciliadores en la red social, en los que alabó a la cantante y aseguró que «las sirenas fabulosas pueden coexistir». «Gaga, lo que te ha llevado donde estás es tu maravillosa voz, tu habilidad con el piano y tus canciones, que todo el mundo quiere bailar», escribió Midler, quien añade: «Eso nunca te dejará de lado, y el resto es solamente azúcar». Lady Gaga interpretó la semana pasada el tema «You and I» en Sydney sentada en una silla de ruedas, lo que le valió los abucheos del público y una lluvia de huevos contra el escenario que acabó sobre su personal, además de las críticas de numerosas asociaciones de discapacitados en EE.UU. A pesar de la polémica, el uso de la silla de ruedas no es nuevo para la cantante, que ya había recurrido a ella en otras actuaciones o vídeos, como el del sencillo «Paparazzi» en 2009. Tampoco es la primera vez que se la acusa de copiar el estilo de otros cantantes o artistas, como Madonna o David Bowie.

Dejá tu comentario