Wall Street: gran lucha entre alcistas y bajistas

Edición Impresa

La última semana, el S&P500 y el NASDAQ colocaron nuevos máximos marginales anuales, mientras que el Dow Jones no pudo con los máximos de 13.338 puntos, registrando lecturas de 13.330, apenas 8 puntos debajo del primer día del mes de mayo.

Desde el momento que el Dow alcanzó 13.330, el S&P500 los 1.425 puntos y el NASDAQ 100 los 2.802 puntos, salió venta en los tres índices, viendo niveles el viernes de 13.022 en el Dow, 1.395 en el S&P500 y niveles de 2.750 para el NASDAQ 100, para generar un rebote que deja la semana que pasó con saldos negativos aunque alejados de los mínimos.

Pocas veces el mercado enfrenta una resistencia tan importante como el Dow los 13.338 puntos, el S&P500 los 1.423 y el NASDAQ 100 los 2.800, los tres al mismo momento, independientemente que dos de los índices hayan hecho nuevos máximos marginales; el mensaje técnico fue claro: esas resistencias son importantes para el futuro del mercado y los bajistas en un último esfuerzo las hicieron respetar. Adicionalmente, en esta oportunidad los sentimientos no han registrado niveles extremos como en otras oportunidades, y las opiniones acerca del futuro del mercado se encuentran divididas.

Creemos que el mercado ha entrado en un coyuntura muy importante que debe definirse en el corto plazo.

Nuestro modelo identificó a través de la secuencia de Fibonacci de meses como marzo que podría marcar una inflexión importante, esto es al cumplirse 144 meses desde los techos de marzo de 2000, y 55 meses de los techos de julio de 2007. Sin embargo, si tenemos en cuenta que los Fibonacci de años con 34-21-13-8-5 en un abanico perfecto desde 1974, 1987, 1995, 2000 y 2003 indicaban 2008, lo más probable que los pisos de 3-4 años atrás hayan sido definitivos.

Es por ello que nuestra interpretación siempre fue considerar al movimiento de baja desde marzo de este año como meramente correctivo o como ajuste de las ganancias de los últimos meses.

Luego de un primer trimestre muy importante de comienzo de año, el ajuste del segundo semestre fue importante en unos mercados más que otros, y julio y agosto marcaron sendas recuperaciones en los mercados bursátiles.

Adicionalmente este año eleccionario comenzó con un enero bueno, y ello ha marcado históricamente un año bueno; así ocurrió en todas y cada una de las elecciones norteamericanas de la historia: un enero bueno ha terminado dando un año bueno.

En este sentido, lo que está en duda es si el ajuste observado en el segundo trimestre marcó todo el ajuste o si el piso del mismo sería visto hacia el mes de octubre para cerrar el último trimestre bien y dejar a todos los índices en terreno positivo para este 2012.

Argumentos bajistas para pensar que aún falta una nueva pierna bajista para terminar la corrección.

Los argumentos bajistas para pensar que aún nos falta un movimiento de regreso a los 12.000 puntos y a los 1.266 de S&P500 son los siguientes.

La recuperación ha sido solapada y parece haber conformado con los techos de la semana que pasó sendas cuñas con implicancias bajistas, las cuñas son señales de reversiones y tanto el Dow como el S&P500 tienen toda la apariencia; sin embargo, el NASDAQ no muestra dicha figura (ver gráficos que se acompañan).

El otro argumento bajista es el índice de volatilidad VIX, que suele ver el nivel de complacencia del mercado, o el índice de miedo; históricamente el índice de volatilidad cuando se acerca a 14 ha encontrado importante piso, y ha generado importantes rebotes, observe la relación inversa entre el VIX y el S&P500 en el gráfico que se acompaña, cada vez que el VIX ha rebotado desde la zona de 14 el S&P500 ha generado ajustes importantes.

Tanto la cuña como el VIX parecen indicar que la resistencias alcanzadas la semana que pasó no podrán ser superadas y que podemos volver al comienzo de la cuña, esto es a los niveles de 1.266 y los 12.000 puntos del Dow.

Argumentos alcistas, que el ajuste ya ha encontrado su soporte y su piso en los niveles ya vistos en el segundo trimestre y que iremos a los máximos de 2007 sin ajustes importantes.

Dos argumentos alcistas importantes existen además de que el año eleccionario debe-ría terminar bien por el enero bueno.

El primer argumento es que la tasa de interés de 10 años y el S&P500 han mostrado una relación directamente proporcional, es decir, períodos de bajas de tasas han coincidido con fuertes caídas del S&P500, mientras que períodos de recuperación, lateralización o subida de tasa de 10 años han anticipado grandes avances en el S&P500.

En las últimas dos semanas, la tasa de 10 años colocó un piso en el 1,39%, generó una recuperación al 1,85% para acabar la semana en el 1,65%, pero claramente hemos tenido suba de tasas en las últimas semanas y ha mostrado señal de reversión la tasa para poder ir al menos al 2,14 % para llenar su gap y potencialmente niveles superiores.

El segundo argumento lo señalamos en el gráfico del S&P500 con el vix; si bien el VIX está en niveles bajos, casi siempre los techos de S&P500 coinciden con lecturas de sentimientos muy altas de los operadores, y últimamente el sentimiento está muy balanceado, es decir no llegamos a las resistencias con saturación de alcista o de euforia como si ocurriera en todos los techos previos.

Es por ello que ante el balance de alcistas y bajistas, si las resistencias de 13.338 y los 1.425 de S&P500 y los 2.800 del NASDAQ son superadas, existe un 50% de bajistas que deberán cerrar sus cortos o entrar al mercado y esto debe producir la aceleración, evitando de esta forma una nueva pierna bajista.

En todos los casos creemos que en el año intentaremos ir cerca de los máximos de 2007 de 14.200 del Dow y de 1.500 del S&P500. La pregunta es si habrá una nueva pierna bajista o superaremos la resistencia y evitaremos este nuevo ajuste.

La respuesta al interrogante se acerca con alcistas y bajistas en una gran batalla con sus propios argumentos. Veremos.

Dejá tu comentario