Avanza la construcción del reactor multipropósito RA-10

Energía

La CNEA y la estatal Invap colaboran en la construcción del reactor, que brindará capacidades para la aplicación de técnicas nucleares a la investigación científica y tecnológica.

La Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) informó que ya se instalaron las bombas del circuito primario refrigerante del reactor multipropósito RA-10, en el predio del Centro Atómico Ezeiza, en la provincia de Buenos Aires, con lo cual se completó el montaje de los grandes componentes.

El proyecto, cuya obra civil comenzó en 2016, incluye el diseño, construcción, montaje y puesta en marcha de un reactor que tiene como fin la provisión de radioisótopos de uso médico e industrial, con un aporte de más del 80% de empresas e instituciones locales en tecnología y servicios asociados.

La CNEA y la firma estatal rionegrina Invap colaboran en la construcción del reactor, que brindará capacidades de clase mundial para la aplicación de técnicas nucleares a la investigación científica y tecnológica.

El equipo instalado en los últimos días fue fabricado por la empresa Rhurpampen en su planta de Monterrey, México, donde se efectuaron los ensayos de pruebas, y luego se efectuó la inspección final de recepción en su filial argentina.

Una vez en funcionamiento el RA-10 asegurará el abastecimiento de radioisótopos para uso médico a nivel nacional y tendrá capacidad para atender buena parte de la demanda de América Latina y exportar al mercado mundial, destacó la CNEA.

El reactor generará "un impacto estratégico para nuestro país en áreas de salud, ciencia, industria, investigación aplicada, desarrollo tecnológico y servicios".

Abrirá además "un nuevo horizonte de investigaciones en ciencias básicas y aplicaciones basadas en el uso de técnicas neutrónicas avanzadas", destacó el organismo en un comunicado.

En ese marco la CNEA comenzó el proceso de formación del plantel de operaciones y el desarrollo de futuros usuarios para garantizar la plena utilización del reactor.

Con el RA-10, resaltó la información, el país "se pondrá al tope de los desarrollos de este tipo de reactores, en una línea de evolución tecnológica cuya referencia inmediata es el Proyecto OPAL, el más moderno reactor de producción de radioisótopos que la Argentina, a través del Invap, construyó para Australia en 2007".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario