Situación extrema en Rosario: balean tribunales federales y sospechan de otro ataque narco

Información General

Voceros de la justicia federal detallaron que el ataque ocurrió aproximadamente a las 3.30, cuando un peatón que caminaba por Oroño, entre San Luis y Rioja, disparó contra el edificio.

La garita de seguridad situada en la puerta de los tribunales federales de Rosario, ubicados en pleno boulevard Oroño, fue baleada hoy por una persona que pasó caminando y, a cara descubierta, efectuó un disparo, situación que fue registrada por las cámaras de seguridad, informaron fuentes judiciales.

Voceros de la justicia federal detallaron que el ataque ocurrió aproximadamente a las 3.30, cuando un peatón que caminaba por Oroño, entre San Luis y Rioja, disparó contra el edificio.

La bala impactó en el puesto de seguridad instalado en el ingreso a los tribunales, mientras el custodio, miembro de Prefectura Naval, se encontraba adentro del edificio.

No alcanza la seguridad

El juez Federal y presidente de la Cámara de Apelaciones de Rosario, Aníbal Pineda, destacó que “en todos los edificios de tribunales hay custodia, pero el número no es suficiente para controlar adentro y afuera"

"La custodia en principio se enteró esta mañana”, sostuvo Pineda en declaraciones a Radio 2 Rosario.

Consultado sobre la probabilidad de que el vigilante que se encontraba dentro se haya percatado del disparo o los ruidos de los vidrios rotos y no lo haya informado, el magistrado respondió que todo es “materia de investigación”.

Al mismo tiempo, el funcionario marcó la falta de recursos para prevenir estos hechos, ya que hubo varios antecedentes de amedrentamientos contra edificios judiciales en la ciudad.

“Estamos en una situación extrema de crisis, pensar que esto termina acá y no sigue escalando es no mirar la cuestión con perspectiva, mañana le puede tocar a cualquier otra institución”, dijo.

Además, el presidente en funciones de la Cámara de Apelaciones de Rosario manifestó que considera necesario “que la carga de la gestión de Seguridad no sea responsabilidad únicamente del gobierno provincial de turno, sino que se comprometan todos los niveles porque debe ser de todos y mantenerse en el tiempo”.

Respecto a la realidad que atraviesa Rosario, donde los ataques contra edificios judiciales y las balaceras en barrios se han convertido en una de las principales modalidades de las bandas dedicadas al delito organizado, Pineda opinó que “en el corto plazo no se van a encontrar soluciones”.

La investigación del ataque, que aún no cuenta con detenidos, se encuentra en manos de la justicia federal.

Dejá tu comentario