Trasladan a los rugbiers franceses acusados de violar a una mujer a Mendoza

Los deportistas son trasladados vía terrestre. Se presentarán ante la fiscalía y se someterán a peritajes médicos.

Pau Hugo Auradou y Oscar Jegou, los rugbiers franceses acusados de abusar sexualmente de una mujer.

Pau Hugo Auradou y Oscar Jegou, los rugbiers franceses acusados de abusar sexualmente de una mujer.

Gentileza CNN.

Los deportistas salieron con una comitiva policial de varias motos y vehículos de la sede de la división de Interpol de la policía federal argentina rumbo a Mendoza, 1.000 km al oeste, para presentarse ante la fiscalía y someterse a peritajes médicos.

El caso de los rugbiers franceses acusados de violar a una mujer en Mendoza

Los dos jugadores de rugby fueron detenidos el lunes en Buenos Aires, dos días después de medirse en un test match frente a Argentina en Mendoza. Según la abogada de la presunta víctima, Natacha Romano, los acusados violaron y golpearon con "violencia feroz" a su cliente.

rugbiers franceses.jpg
De ser hallados culpables, los rugbiers franceses podrían ser condenados a 20 años de prisión.

De ser hallados culpables, los rugbiers franceses podrían ser condenados a 20 años de prisión.

La letrada relató a AFP cómo se dieron los hechos y contó que se iniciaron a partir de las 4:30 en un boliche de la provincia. La víctima se traslada con uno de los denunciados (Hugo Auradou) al hotel, ingresan a la habitación y ella se da cuenta de que la invitación a tomar algo era un engaño.

Cuando advierte esta situación le pide ir al baño y este sujeto se da cuenta que ella se quería escapar. La agarra, la tira en la cama, la empieza a desvestir y salvajemente la golpea con golpe de puño que es visible y se puede advertir en el rostro de la víctima con un hematoma.

Luego, la asfixió al punto de hacerla sentir que se desvanece y, una vez que no pudo defenderse más, fue abusada sexualmente. Una hora después, ingresó a la habitación el segundo partícipe, Oscar Jegou, y de forma salvaje comienza a repetir los mismos hechos de violencia y abuso sexual. Este sujeto se va a bañar y Hugo continúa abusándola y propinándole golpes.

Según Romano, la mujer tiene marcada la espalda, mordeduras, rasguños, golpes en los pechos en las piernas y en las costillas. Además, intentó escaparte por lo menos cinco veces, pero Auradou se despertaba y la volvía a acceder. Recién a las 8:30 la víctima pudo escaparse de la habitación.

Qué dijo la defensa de los acusados

La defensa de los acusados, quienes podrían ser imputados y, de ser hallados culpables, condenados hasta 20 años de prisión, alega que el encuentro "habría sido consentido". Además, sostienen que, según testigos e imágenes de cámaras de seguridad, "no se advierten (los) golpes" que denunció la mujer.

Por su parte, la abogada de la mujer indicó que el principal delito y el más grave es el de abuso gravemente ultrajante con acceso carnal, la participación de dos personas y uso de violencia. Sin embargo, la violencia fue feroz, por lo que no hay un solo delito para investigar.

"El primer impacto que tuve yo fue el de ver una mujer denigrada, devastada, incluso con vergüenza. Fue muy importante la contención de hacerle entender que la única manera en que va a encontrar consuelo es con la Justicia", aseguró.

Dejá tu comentario

Te puede interesar