"Wiski", "jol" y "jáquer", las curiosas recomendaciones de la RAE

El lingüista Salvador Gutiérrez Ordóñez explicó que la RAE hace "propuestas de equivalencia" y recordó que estas recomendaciones no son normativas como el diccionario de la lengua. "Si triunfan, bien, y si no, no pasa nada", dijo.

RAE Real Academia Española

La Real Academia Española (RAE) presentó una nueva edición del Diccionario Panhispánico de Dudas, en la que plantean temas relativos al idioma como, por ejemplo, las grafías recomendadas en casos de tener que usar extranjerismos: "jáquer" por "hacker", "wiski" por "whisky" o "jol" por "hall'.

"Si triunfan, bien, y si no, no pasa nada", dijo al hacer esta presentación Salvador Gutiérrez Ordóñez, lingüista y miembro de la RAE, quien también dijo que "la primera obligación que tiene la Academia" es hacer "propuestas de equivalencia" y recordó que este diccionario no es normativo como el diccionario de la lengua, sino que responde a las dudas de los hablantes.

Entre los ejemplos citados también está que para 'backstage' se recomienda usar la palabra 'trascenio', para 'bullying' 'acoso escolar' y para 'hall', 'vestíbulo', 'entrada' o 'recibidor', consignó la agencia de noticias DPA.

En este diccionario también se aportan otras grafías 'alternativas' en castellano que sirven como recomendación para estas palabras extranjeras. Es el caso de 'jol' para 'hall'. "La adaptación del anglicismo es innecesaria, pero, de hacerse, la grafía 'jol' sería posible y correcta", se explica en esta nueva edición del diccionario panhispánico.

Otro caso citado por Gutiérrez Ordóñez fue el de 'whisky', que también podría sustituirse por la palabra 'wiski'. Hasta ahora, la fórmula recomendada por la RAE en su grafía española era la de 'güisqui', pero ha cambiado debido también a una mayor aceptación de letras como 'w' o 'k' en español.

"Esas letras eran vistas como extranjeras y se podría decir que estaban condenadas durante una época, pero ahora ha cambiado", destacó el lingüista. "Este diccionario se adelanta a algunas cuestiones y trata de dar respuesta a preguntas que no están en el diccionario. Es verdad que casi nadie escribe así, pero si se pregunta, hay que decir esto y dejar claro que no son faltas ortográficas", agregó.

También se incorporó a ese diccionario la escritura alternativa de 'ballet': "Se recoge una propuesta del departamento más avanzada, pero en el pleno se habló de que era todavía bastante arriesgado", reconoció, al respecto de un posible uso de 'balé'.

Durante la presentación, también el lingüista mencionó el ejemplo de 'tour' -"ya usamos turista o turoperador, pero no está recogida una adaptación", ha indicado- o, por el contrario, otras asimilaciones ya consolidadas, como es el caso de 'fútbol' y el de 'brauni' para 'brownie' o 'baipás' para 'bypass'.

Además remarcó que aún existen extranjerismos como 'hardware' o 'software' que son "muy difíciles de desenterrar" en español.

Dejá tu comentario

Te puede interesar