Finanzas

La CNV suma más regulación para desactivar el negocio del "rulo"

Esta medida es para reforzar el control de cambios que el Banco Central viene incrementando desde la semana pasada cuando decidió poner un límite mensual de 10.000 dólares para la compra de divisas por parte de personas humanas.

En su afán por reforzar el control de cambios iniciado por el BCRA en los últimos días, la Comisión Nacional de Valores (CNV) dictaminó este jueves que los instrumentos negociables (acciones y bonos) no podrán ser transferidos -para cubrir la liquidación- por cinco días hábiles a partir de la acreditación.

La medida rige para operaciones de "personas humanas" de hasta u$s10.000.

Asimismo, la CNV dispuso que las operaciones de compra de valores negociables en dólares (especie D, como el AY24D) sólo podrán ser cursadas para ser liquidadas en el plazo de contado de 48 horas, buscando desalentar los arbitrajes cambiarios a través de títulos.

El organismo regulador resolvió además que los agentes tendrán que “chequear” que cada uno de los tenedores (personas físicas) hayan mantenido por el plazo de 5 días hábiles los títulos en cartera para poder hacer una transacción de venta, remarcaron a Ámbito desde la CNV.

Esta decisión busca reforzar el control de cambios que el Banco Central viene incrementando desde la semana pasada cuando decidió poner un límite mensual de u$s10.000 para la compra de divisas por parte de personas humanas.

En la noche del miércoles el Central ya había salido a poner trabas a la nueva especulación financiera en la Argentina, conocida en el mercado como "rulo", que permitía ganar hasta 7% en dólares en un solo día.

Dispuso que quien adquiera dólares como "persona humana", deberá tenerlos en su poder durante cinco días hábiles antes de poder aplicarlos a la compra de bonos o acciones.

En consecuencia, a partir de la nueva resolución de la CNV existirá un plazo total obligatorio de al menos 12 días hábiles, lo que hará mucho más riesgoso el resultado del "rulo".

Esa operatoria hasta ahora se cerraba en el día: una persona compraba dólares, con esas divisas adquiría un bono (el Bonar 24 era el más usado) y luego vendía ese mismo bono pero cobraba en pesos.

La diferencia de precios entre la cotización del bono en dólares y en pesos dejaba una ganancia del 7% en moneda dura.

Ahora, la CNV reforzó esas medidas: los agentes de liquidación y compensación deberán contar previamente con una declaración jurada del inversor que manifieste que los dólares no provienen de una operación de Mercado Único y Libre de Cambios (MULC) realizada en los últimos cinco días hábiles.

La presente Resolución General entrará en vigencia este viernes tras su publicación en el Boletín Oficial.

CNV sobre operaciones "rulo"

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario