Economía

Mercados, cautelosos: el Merval cedió el 1,7%; riesgo-país subió a 790

Las acciones argentinas en Wall Street perdieron hasta el 4%. El BCRA siguió actuando en futuros y el dólar descendió a $43,61. La entidad, además, convalidó una baja marginal de la tasa de las Leliq.

Con un incremento de la cautela inversora de cara al incierto resultado de las próximas elecciones Primarias, el S&P Merval cayó ayer 1,7% a 40.752,75 puntos, influenciado por la suba del riesgo-país (avanzó 1,15% a 790 puntos básicos), que vuelve a acercarse a las 800 unidades, en un entorno de mayor aversión global para los activos bursátiles. Este fue el segundo descenso en forma consecutiva, en una sesión caracterizada por la alta volatilidad. Entre las principales caídas, se destacaron Grupo Supervielle (-3,7%), Grupo Financiero Valores (-3,5%) y las de Transportadora de Gas del Sur (-3,5%). El volumen negociado ascendió a $734 millones.

Mucho más prudentes, los inversores se encuentran en modo “wait and see” (esperar y ver), expectantes por los resultados que dejen las PASO del próximo domingo 11 de agosto, y sus implicancias hacia octubre por la polarización, a fin de revisar las apuestas que armaron luego de encuestas algo más auspiciosas a favor del oficialismo, explican en el mercado. “No debe sorprender que la Bolsa se manifieste errática en estas circunstancias previas a un acto eleccionario cuyo resultado puede determinar un cambio drástico en ambas direcciones. Demasiado riesgo ante pronósticos disímiles y direccionados”, comentó el analista Héctor Tavares.

p3-rpais.jpg

En Wall Street, por su parte, los ADR argentinos sintieron este clima de incertidumbre y anotaron retrocesos cercanos al 4%. Los peores recorridos del día los registraron las acciones del Grupo Supervielle (-3,8%), Edenor (-3,4%) y las de Transportadora de Gas del Sur (-3%). Mientras tanto, la agencia estadounidense de calificación de riesgo crediticio Moody’s anunció que cambió la perspectiva de “estable” a “negativa” para diez empresas argentinas de servicios e infraestructura: Camuzzi Gas Pampeana, Distribuidora De Gas Cuyana S.A, Naturgy Ban, Metrogas, Empresa Distribuidora de Electricidad Salta y Empresa Distribuidora Norte.

En ese marco, los principales bonos en dólares presentaron una tendencia a la baja con rojos que llegaron hasta 0,7% (AC17), acentuados en la parte larga de la curva y culminando la jornada con rendimientos que oscilan entre 9,4% y 15,2%. A contramano, los títulos en pesos (indexados) presentaron mayoría de subas de hasta casi un 2% (DICP).

Por su parte, con el Banco Central otra vez presente con ventas -aunque más moderadas- en el mercado de futuros, el dólar descendió ayer diez centavos, a $43,61, y anotó su segundo retroceso en forma consecutiva. En línea, el mayorista perdió cinco centavos, a $42,45, en una jornada en la que el Banco Central cerró prácticamente estable la tasa de política monetaria.

“Sin la intensidad de los días anteriores, la actividad oficial en los mercados de futuros volvió a ejercer un tutelaje que derivó en otra rueda con caídas en la cotización del dólar en el segmento mayorista”, describió el operador Gustavo Quintana, de PR Corredores de Cambio.

Por el lado de la oferta en el mercado spot, el BCRA vendió por cuenta y orden del Tesoro los u$s60 millones. En tanto que los cerealeros vienen liquidando a un promedio de u$s90 millones diarios esta semana. El volumen operado en cambios subió casi el 5% hasta los u$s801 millones.

La tasa de interés de las Leliq cerró prácticamente estable ya que el Banco Central convalidó ayer una baja marginal de tasas de las Leliq de un punto básico, al finalizar en un promedio de 58,724% para un total adjudicado de $233.773 millones. En ese marco y a partir de esta operatoria se generó una expansión de liquidez de $18.577 millones.

En el segmento informal, el dólar “blue” cedió 25 centavos, a $43,95. En el mercado de dinero entre bancos, el call money continuó operándose al 58%. En el Rofex, los precios bajaron en promedio 20 centavos, y se operaron u$s699 millones. El BCRA mantuvo posturas vendedoras en este mercado, aunque en menor medida que el martes y miércoles. “Con estas posturas logra por ahora tranquilizar a los compradores y que aparezca un poco más de oferta en el spot”, comentó un operador. Los plazos más cortos concentraron más del 80% del total operado. Los precios finales para julio y agosto, terminaron operándose a $43,30 y $45,30; con tasas del 56,22 % y 55,69 %, respectivamente. En tanto, las reservas brutas del BCRA bajaron u$s25 millones a u$s68.739 millones.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario