Polémico: Bolsonaro autoriza el uso de cloroquina para tratar el coronavirus

Mundo

El presidente de Brasil, tras militarizar el Ministerio de Salud, logró un nuevo protocolo que incluye el tratamiento con ese fármaco, pese a que no hay evidencia científica de su efectividad.

Dos ministros de Salud después y tras militarizar esa cartera, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, se salió con la suya y, a partir de este miércoles, el cuarto país más afectado por el coronavirus en el mundo podrá tratar a sus enfermos con cloroquina, aun cuando no hay pruebas científicas que avalen su efectividad.

Jair M. Bolsonaro on Twitter

Luego de varias presiones por parte de Bolsonaro y del desembarco, por orden presidencial, de nueve militares de su confianza, el Ministerio de Salud de Brasil publicó un nuevo protocolo de atención y tratamiento del coronavirus que incluye la administración de cloroquina en casos leves de la enfermedad.

El nuevo texto, difundido por los medios locales, establece que ese medicamento. Al igual que la hidroxicloroquina, se puede recetar en todas las etapas del Covid-19. Hasta ahora solo estaba autorizado para pacientes críticos.

La cloroquina y la hidroxicloroquina son medicaciones con efectividad comprobada para tratar la malaria. Su uso en pacientes con coronavirus ha despertado controversia en el mundo científico y ha sido alentado por presidentes como Bolsonaro y el estadounidense, Donald Trump, dos de los principales negacionistas de la peligrosidad del coronavirus.

La noticia de su autorización en Brasil llega dos días después de que Trump hiciera público que toma de forma preventiva hidroxicloroquina, algo que desató todo tipo de críticas en su país.

Bolsonaro, en tanto, lleva semanas defendiendo el tratamiento con cloroquina, lo que disparó las ventas de ese medicamento en el país. Incluso llegó a bromear con que "quien está a la derecha toma cloroquina. Quien está a la izquierda toma Tubaína", refiriéndose a una marca de gaseosas.

De acuerdo al nuevo protocolo, el uso de cloroquina estará bajo la responsabilidad del médico y debe contar con el consentimiento del paciente.

"Aunque son medicamentos utilizados en varios protocolos y han demostrado actividad in vitro contra el coronavirus, todavía no hay metanálisis de ensayos clínicos multicéntricos, controlados (...) que demuestren el beneficio inequívoco de estos medicamentos para el tratamiento de Covid-19. Por lo tanto, la prescripción queda a criterio del médico y también se requiere la voluntad declarada del paciente, de acuerdo con el modelo adjunto ", dice el texto.

Asimismo, recomienda usarse con precaución en pacientes con enfermedades cardíacas, hepáticas o renales, hematoporfiria y enfermedades mentales. Y prohíbe su uso en mujeres embarazadas.

En las últimas 24 horas, Brasil registró 1.179 muertes por coronavirus, la peor cifra diaria desde el comienzo de la pandemia, que dejó hasta ahora 17.971 fallecidos en el país y más de 271.000 contagiados, según las cifras oficiales.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario