Fidel pidió disculpas a Bachelet tras defender a Bolivia en la disputa limítrofe con Chile

Mundo

El convalesciente líder cubano Fidel Castro dijo en un texto que su defensa de Bolivia en una vieja disputa limítrofe con Chile no pretendió ofender a la presidenta Michelle Bachelet y acusó a la "oligarquía" chilena de sembrar cizaña. 

Sin embargo, la mandataria chilena expresó su molestia al gobernante cubano, Raúl Castro, por lo que consideró "equívocas declaraciones" de Fidel en una columna publicada después de una cita entre ambos. 

Tras reunirse el jueves con Bachelet, Castro escribió que Chile había arrebatado a Bolivia en el siglo XIX la salida al Pacífico. 

Sus comentarios molestaron a muchos políticos en Chile, que debido a esa disputa aún no tiene relaciones diplomáticas plenas con Bolivia, y amenazaron con empañar la primera visita de un mandatario chileno a Cuba desde Salvador Allende en 1972. 

"Con la misma franqueza y claridad con que hablamos con la agenda de futuro con el presidente Raúl Castro, yo le presenté al presidente Castro mi molestia por las equívocas declaraciones que fueron difundidas en un artículo tras mi visita de cortesía al ex gobernante de Cuba", dijo Bachelet a periodistas apenas arribó a Santiago. 

"Le he señalado, como siempre hemos señalado como país, que no aceptamos las injerencias de terceros, ni en los asuntos domésticos, ni en los asuntos bilaterales, y que sólo Chile y Bolivia conversan sobre los temas que corresponden a ambos países", agregó. 

El canciller chileno, Alejandro Foxley, había aclarado en la víspera que Castro ya no era jefe de Estado y que hablaba a título personal.

"Oligarquía" 

Castro, apartado del poder desde que enfermó en julio del 2006 y sustituido hace un año en la presidencia por su hermano Raúl, le dio la razón. 

"Recibí con todo respeto a la Jefa de Estado chilena. No utilicé una palabra que pudiera ofender a la ilustre visitante. Carecería de sentido común", escribió el líder de 82 años en una columna publicada el sábado por sitio oficial CubaDebate (http://www.cubadebate.cu/). 

"Los oligarcas chilenos se han rasgado las vestiduras con la visita de la Presidenta Michelle Bachelet a Cuba", añadió. 

El presidente boliviano, Evo Morales, uno de los principales aliados de Castro, aplaudió el apoyo de Castro a sus reclamos. 

En Chile, en cambio, incluso políticos de la coalición de Gobierno describieron los comentarios del líder cubano como de "mal gusto". 

En su columna anterior, Castro escribió que producto de la guerra de fines del siglo XIX no está claro a quién pertenece el cobre y otros recursos minerales de la frontera. 

"Fui bastante moderado al afirmar que no se sabía si esos minerales eran chilenos o bolivianos, fue una forma diplomática de expresar las realidades", dijo en su nuevo texto. 

"No tengo otro compromiso que con la verdad histórica", escribió.  

Fidel Castro, que gobernó Cuba durante casi medio siglo, no ocupa hoy ningún cargo en el Gobierno de su hermano Raúl, aunque su influencia política es enorme. 

Dejá tu comentario