Mundo

Israel anunció nuevas colonias en Cisjordania

Jerusalén - Israel anunció ayer la construcción de nuevas viviendas para colonos judíos en el centro de Hebrón, una ciudad de Cisjordania ocupada, en el marco de un programa que, según los palestinos, es el “primer resultado” de la nueva política de Estados Unidos.

El anuncio, la primera medida concreta sobre colonias desde que a finales de noviembre el Gobierno estadounidense declarara que estas no violan el derecho internacional, se produjo un día después de que las fuerzas israelíes mataran a un palestino cerca de esa localidad. Este fue abatido mientras lanzaba junto a otras dos personas bombas incendiarias contra vehículos israelíes.

El anuncio llegó también en un contexto particular, ya que los diputados parecen incapaces de llegar a un acuerdo para nombrar al próximo jefe de Gobierno tras las elecciones de septiembre, en la que el primer ministro saliente Benjamin Netanyahu y su rival, Benny Gantz, quedaron muy igualados, lo que hace pensar que podrían convocarse nuevos comicios.

En un intento de ganar apoyos en esta carrera, Netanyahu dejó su puesto de ministro de Defensa y se lo cedió a Naftali Bennet, un diputado de ultraderecha israelí.

Bennett, quien, como su antecesor, trata de ganarse al electorado de las colonias, ordenó ayer a sus funcionarios que “notifiquen al ayuntamiento de Hebrón que se va a planificar un nuevo barrio judío” en el antiguo mercado central, según un comunicado de su ministerio.

La ciudad de Hebrón es un polvorín en el que viven unos 800 judíos, la mayoría por convicción ideológica, en medio de una fuerte protección militar, entre 200.000 palestinos. Los habitantes palestinos de Hebrón se suelen manifestar para que vuelva a abrir la calle Shuhada, antaño centro económico de la ciudad vieja, cerrada en la actualidad porque hay colonos que viven cerca de allí.

Desde 1967, la colonización de Cisjordania por parte de Israel ha continuado bajo todos los gobiernos israelíes, y se aceleró en los últimos años bajo el impulso de Benjamin Netanyahu y de su aliado, el presidente estadounidense Donald Trump.

Más de 600.000 israelíes residen en colonias en Cisjordania y en Jerusalén Este, que “carecen de base en el derecho” y constituyen una “flagrante violación del derecho internacional”, según la resolución 2334 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

No obstante, Estados Unidos, aliado clave de Israel, dio un giro a finales de noviembre en su política sobre las colonias al afirmar que estas no violaban el derecho internacional.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario