Look off road

Mundo

El modelo más chico del óvalo inauguró en Brasil una versión con estética de todoterreno. Mayor despegue del suelo, cambio de suspensiones, rodados de uso mixto y detalles en línea aventurera para el hatchback de Ford.

Ford sumó a su modelo más pequeño, el Ka, a la moda de los vehículos con estética todoterreno con el lanzamiento brasileño de la variante Trail.

Sobre la base de la versión hatchback, el nuevo Ka sigue sumando opciones para ampliar la llegada del chico del óvalo, como ya ocurrió con el lanzamiento un mes atrás del Ka+, la inédita opción con baúl.

En este caso, el Ka Trail apunta al look off road y no a un auténtico 4x4. La tracción es simple y los cambios son de orden estético.

Entre las novedades de la versión aparecen: un mayor despegue del suelo, cambio en las suspensiones para hacerlas más blandas, barra estabilizadora, eje trasero más rígido, protecciones plásticas en los pasarruedas, stickers alusivos a "Trail" en los laterales.

También tiene máscara en los antiniebla, spoiler, rodado de 15 pulgadas de uso mixto y pedalera de aluminio.

El motor no varía respecto al Ka tradicional que ya se comercializa en el país. Es el conocido 1.5 de 105 CV.

En Brasil hay una versión 1.0 de 85 CV, además de las posibilidades de los propulsores Flex que pueden funcionar con nafta o etanol.

Dejá tu comentario