Lula, comparado con Chávez por ley de superpoderes

Mundo

Brasilia (ANSA) - Los partidos de oposición al gobierno brasileño reaccionaron duramente a una propuesta de un grupo de parlamentarios del Partido de los Trabajadores (PT) que quiere que el presidente Luiz Inácio Lula da Silva pueda llamar a una consulta popular sin la autorización del Legislativo.

Según informaciones publicadas ayer en el diario «O Estado de Sao Paulo», parlamentarios paulistas del PT, con fuertes relaciones con la ex prefecta de San Pablo, Marta Suplicy, prepararon las propuestas que serán debatidas durante el congreso nacional del partido, previsto para julio.

Entre ellas, el derecho del presidente de la República a convocar plebiscitos sin la autorización del Legislativo.

Por la ley brasileña, cualquier iniciativa de llamar a consultas populares o referendos necesita, antes que nada, pasar por el Congreso. «Si el presidente puede gobernar con decretos propios, ¿por qué entonces no puede convocar a plebiscitos sin autorización legislativa para decidir asuntos de fuerte alcance nacional?», dijo uno de los puntos del texto preparado por los parlamentarios del partido del presidente.

«Y que no vengan con las conocidas objecionesde populismo, ya que las consultas populares son rutina en Suiza e incluso en varios estados norteamericanos», agregó el texto, citado por el diario.

Para la oposición, éste sería un intento de llevar a Lula por un tercer mandato, por lo cual para el líder del partido PFL en la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, la propuesta es « inaceptable», además de criticar la postura «antidemocrática» del partido del mandatario brasileño. Asimismo calificó la propuesta de «insana» y pidió que se ponga una «camisa de fuerza» a los autores de dichas medidas.

El diputado comparó la propuesta al modelo adoptado por el presidente venezolano. «Eso le va bien a Chávez allá en Venezuela. Aquí no. En Brasil está en vigor la democracia», declaró.

En la misma línea, el diputado José Aníbal, del PSDB, partido del ex presidente Fernando Henrique Cardoso, calificó la propuesta de «autoritaria» y dijo que detrás de ella está el temor del PT de no tener un candidato para las presidenciales de 2010. «Es una tendencia golpista del gobierno. Es un prenuncio 'chavista', una tentación autoritaria de atropellar al Congreso», agregó.

Dejá tu comentario