"El Presidente debe frenar la ambición de sindicatos"

Opiniones

Según Martín Krause, rector de la Escuela Superior de Economía y Administración de Empresas (ESEADE), la cancelación de la deuda con el FMI se debería haber hecho con el superávit fiscal y no con las reservas. Dice, además, que la inflación es un fenómeno monetario que no puede ser solucionado a través de los acuerdos de precios. «El Presidente debe intervenir para frenar la ambición sindical», dijo en referencia a salarios.

Las principales declaraciones de Martín Krause a este diario son las siguientes:

Periodista:
¿Cómo ve el contexto internacional? ¿ Seguirá positivo?

Martín Krause: Es muy bueno y beneficioso para la Argentina, por ejemplo, el crecimiento de las economías de China e India, dos países que una vez que comprendieron las bondades del funcionamiento de las economías libres y de mercado han empezado a crecer como nunca. Los que claramente han aprovechado la ocasión han sido los productores argentinos, respondiendo a las señales de Oriente mucho antes de que el gobierno se diera cuenta. Sin embargo, existen señales de alarma, en especial para China.


P.:
¿Como cuáles?

M.K.: Por ejemplo, por cuánto tiempo puede mantener el valor de su moneda sin tener en cuenta el influjo de capitales que está teniendo y manteniendo su crecimiento. Hay una manipulación artificial del valor de su moneda y una estructura muy débil en materia bancaria, sobre todo la solidez de la banca pública que no parece ser la mejor.


P.:
Entonces, salvo estas señales, parece ser que el contexto internacional va a seguir siendo positivo.

M.K.: Sí, pero la Argentina no está aprendiendo. Está copiando la política China de mantener el tipo de cambio alto para favorecer las exportaciones, con la diferencia de que ese país hizo todo lo posible para beneficiar las inversiones extranjeras mientras que nosotros hacemos lo contrario. La Argentina ha ganado a partir de un manejo macroeconómico serio como en el caso de generar superávit fiscal. Pero por otro lado, el manejo micro es malo porque se quieren resolver problemas de oferta con subsidios y el incremento de los precios con acuerdos. Pueden generar otros problemas en vez de solucionarlos. Algunos podrían argumentar que actúan sobre las expectativas, pero en este país hay mucha experiencia inflacionaria y los acuerdos de precios no lo solucionan.


P.: ¿Cuáles podrían ser las soluciones?

M.K.: En primer lugar, creo que la inflación es un fenómeno monetario que en algunas épocas estuvo causadopor la necesidad de financiar el gasto público. Ahora es la política monetaria la que acumula cambios en los precios relativos. En la causa monetaria es en donde se deben encontrar las soluciones, no en los acuerdos de precios. La política actual ha logrado recuperar buena parte de la utilización de la capacidad instalada de la economía, pero cuando se llega al máximo no se logra más producción y sí más inflación.


• Pago al Fondo

P.: ¿Qué opina del pago al FMI y de seguir sumando reservas como objetivo?

M.K.: Me parece interesante.Comparto que el FMI ha cometido errores en el caso de la Argentina, pero lo positivo es que con la cancelación de la deuda dejó de ser el escape de los problemas de la política económica del gobierno. Ahora la responsabilidad recae otra vez sobre el Estado. Además, opino que el pago al Fondo debería haberse hecho con reservas provenientes del superávit fiscal lo mismo que la acumulación actual de reservas. Lo correcto hubiera sido controlar el gasto públicoy aumentar el superávit fiscal.


P.:
¿Cree que cambiar el mínimo no imponible va a afectar a la recaudación fiscal o va a beneficiar al mercado laboral?

M.K.: Hay que bajar los impuestos manteniendo el superávit fiscal y eso se logra con el control del gasto público. De esta manera se ayuda al sector productivo a competir en mejores condiciones.


P.:
¿Qué opina sobre los sindicatos, el gobierno y los acuerdos salariales?

M.K.: Acá se destaca la importancia de las decisiones institucionales y no coyunturales. El tema salarial se convierte en un tema político en donde el Presidente debe intervenir para frenar las ambiciones de los sindicalistas. No hay que subir los salarios artificialmente porque se mantienen altos valores de desempleo.


Entrevista de Laura Costa

Dejá tu comentario