El Coronavirus desafía a la infraestructura de sistemas de todas las organizaciones del mundo

Opiniones

Empresas y gobiernos están experimentando una demanda inédita, frente a ciudadanos y empleados que utilizan herramientas online para trabajar y realizar trámites.

El COVID-19 o coronavirus está generando una situación a nivel global que, a esta altura, es conocida por casi todos. Además de las medidas que se toman a nivel personal y familiar para minimizar el riesgo de contagio, la mayor parte de las empresas han implementado distintas prácticas en ese sentido. Muchas de ellas tienen que ver con la posibilidad de que sus colaboradores trabajen desde el hogar, utilizando para ello distintas herramientas tecnológicas, tales como software de videoconferencia, plataformas online de trabajo conjunto, etc.

El coronavirus también ha generado que muchas personas que usualmente realizan ciertos trámites de manera presencial, se hayan volcado -e incluso hayan aprendido forzosamente- a realizarlos de manera virtual. De este modo, las aplicaciones bancarias son ahora mucho más utilizadas, y lo mismo ocurre con otras plataformas de e-commerce, como las de los supermercados, marketplaces, o cualquier servicio online de entrega a domicilio de productos y servicios.

Algo similar sucede con las plataformas y aplicaciones de los distintos gobiernos municipales, provinciales y -sobre todo- el nacional, que reciben un nivel de consultas mucho mayor que el habitual. Varios trámites que usualmente se realizan de forma personal, hoy se hacen a través de internet, y esta dinámica continuará creciendo en los próximos días y meses.

Nunca antes las infraestructuras de sistemas de las empresas y gobiernos han experimentado el tipo de demanda a la que se ven enfrentados ahora, y existen preocupaciones por parte de los distintos actores acerca de la “disponibilidad” que tendrán los sistemas frente a esta situación.

Esta semana, Telecom informó que ya el lunes pasado había experimentado un incremento del 7% en el tráfico, comparado con períodos similares. Las herramientas con mayor incidencia en ese aumento son muchas de las relacionadas con el teletrabajo o mensajería; Whtasapp, por ejemplo, tuvo un incremento del 62%.

La preocupación es lógica, puesto que las empresas deben velar por la preservación de la salud de sus colaboradores, pero también por mantener la operación lo más fluida posible y con el menor impacto.

En esta situación, el Estado no puede sufrir problemas serios en los sistemas que administran todo el entramado de trámites que los ciudadanos realizan diariamente, y que involucran cuestiones tan sensibles como la educación, la salud, o la seguridad, entre otras.

En este contexto de incremento de demanda de sistemas y IT, resulta imprescindible poder tener un control muy preciso de cómo se comporta la infraestructura, con el fin de poder atacar rápidamente cualquier aspecto que afecte su disponibilidad. Para esto, existen distintas herramientas que brindan la posibilidad de que el equipo de IT pueda controlar la robustez de todas las aplicaciones que forman el canal digital. Las empresas deben contar con soluciones que provean visibilidad “de punta a punta”, desde la aplicación móvil hasta la base de datos, de modo de asegurar y no afectar la experiencia del usuario en tiempo real, con la posibilidad de determinar las causas de eventuales problemas.

En BGH Tech Partner, la unidad de negocios del Grupo BGH que brinda soluciones tecnológicas innovadoras para que las organizaciones lideren la era digital, cada vez recibimos más consultas en este sentido. Muchos no saben aún que existen herramientas que permiten convertir los antiguos silos de monitoreo en un war room de vanguardia. Sin embargo, son de rápida implementación, mejorando sensiblemente las posibilidades de diagnóstico y permitiendo una rápida solución al problema identificado.

Los grandes sucesos globales suelen ser disparadores de prácticas que luego terminan cristalizándose en la sociedad y modifican sus costumbres para siempre, aún cuando el suceso ya pasó. Es probable que cuando el coronavirus sea un mal recuerdo, la demanda de servicios online por parte de usuarios finales, empleados de empresas trabajando de manera remota, gobierno, y ciudadanos en general, consolide un mayor nivel de demanda de infraestructura de sistemas, porque muchas de las prácticas que se están implementando habrán llegado para quedarse definitivamente. En ese contexto, será vital poder contar con herramientas de monitoreo y diagnóstico adecuadas, que estén a la altura de un nuevo cambio de paradigma.

* CEO del Grupo BGH.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario