Volvieron Bruglia y Bertuzzi a la Cámara y ahora concursarían

Política

Los jueces Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi volvieron ayer a la Cámara Federal de Comodoro Py, luego de que la semana pasada la Corte Suprema decidió dejarlos en el cargo hasta que se realicen los concursos para ocupar esas dos vacantes de la Sala I y rechazó que sus traslados fueran permanentes. Mientras tanto, calienta motores la sesión del Consejo de la Magistratura que el jueves apunta a convocar el proceso para designar jueces conforme el proceso constitucional, algo de -pese a haber protestado- ahora impulsaría a la participación de Bruglia y Bertuzzi, con chances magras.

Los magistrados estaban de licencia desde que comenzó el conflicto judicial por sus traslados y la semana pasada, cuando tenían previsto regresar, decidieron tomarse cinco días más para “pensar” cómo encarar su futuro después del fallo.

El máximo tribunal determinó que los traslados -mecanismo por el cual Bruglia y Bertuzzi pasaron del Tribunal Oral Federal 4 de esta capital a la Cámara Federal porteña mediante decreto del expresidente Mauricio Macri- son provisorios y que un magistrado se convierte en titular de un juzgado cuando atraviesa el concurso de rigor.

Por ello, ordenó que se abran nuevos concursos para sendas vacantes y se les permita participar a los dos jueces en cuestión.

Mientras que se reincorporaron a la actividad judicial en el segundo piso de los tribunales federales de Comodoro Py, con dos días de anticipación, fuentes judiciales aventuraron que al menos Bertuzzi planea llevar su caso ante un tribunal internacional y presentarse al concurso para ocupar la vacante en la que trabaja como trasladado.

El Consejo de la Magistratura había señalado que los traslados de Bruglia y Bertuzzi, y otros ocho casos más, presentaban irregularidades, por lo que correspondía que consiguieran acuerdo del Senado si pretendían permanecer en los cargos.

Ante la negativa de Bruglia, Bertuzzi y del juez de tribunal oral Germán Castelli de presentarse en el Congreso, el Senado decidió no darles acuerdo y el Poder Ejecutivo consideró que debían deshacerse sus traslados y los jueces volver a sus tribunales de origen. Esa decisión fue la que los tres jueces llevaron ante la justicia mediante un pedido de “per saltum”.

Castelli también se reintegró ayer, aunque por la vía virtual, al lugar al que fue trasladado, el Tribunal Oral Federal N°7.

En su caso, la Corte emitió un fallo distinto y ordenó que se expida sobre el fondo de la cuestión la jueza de primera instancia del fuero Contencioso Administrativo, Macarena Marra Giménez, que había intervenido ante la medida cautelar presentada por el magistrado.

Lejos quedaron las airadas quejas de un sector de Juntos por el Cambio contra la Corte si se confirma que los magistrados participarán del mecanismo previsto por la Constitución para ocupar los lugares adonde fueron repuestos temporalmente.

Temas

Dejá tu comentario