"La crítica de Cristina por el contado con liqui fue determinante en mi renuncia"

Política

El extitular del Banco Central, Juan Carlos Fábrega, aseguró que dejó su cargo en octubre de 2014 en rechazo a las críticas públicas que la expresidente Cristina de Kirchner por integrar un supuesto complot interno y externo para "voltear al Gobierno".

En concreto, la exmandataria le increpó en medio de un acto "filtrar información" a los bancos para "especular con una devaluación y desestabilizar la economía" con operaciones de contado con liqui. "Si hubiera sabido con antelación o me hubiesen comunicado con antelación cuál era la situación que tenía (la Presidente) en relación con esa crítica lo podría haber conversado y claramente hubiera hecho las preguntas de por qué aparecía esa crítica. La verdad es que nunca supe por qué apareció esa crítica", reveló Fábrega este jueves en diálogo con radio Vorterix.

Según Fábregas, ese comentario de Cristina "fue un factor determinante" para presentar su renuncia indeclinable. "Más allá que había venido con diferencia en relación a las cosas que se definían en la mesa que contenía los temas económicos y yo ya había manifestado a la Presidente en forma personal que mantenía diferencias y si era bueno que dejara el cargo, hasta ahí nunca me habían dicho nada. Ese día apreció el hecho y a la noche tomé la determinación que llevé a cabo al día siguiente", afirmó.

A Fábrega lo reemplazó Alejandro Vanoli, el cuarto presidente del Central que tuvo Cristina desde 2007. Los anteriores fueron Martín Redrado y Mercedes Marcó del Pont.

En la entrevista radial, el economista mendocino también minimizó la denuncia contra su hermano por el regenteo de una cueva financiera. "Nunca fui citado en esa causa. No es cierto. Esa denuncia nació por un medio de comunicación Mendoza, cae en la fiscalía de (Guillermo) Marijuán por una denuncia de un periodista contra un hermano y nunca fui citado y mi hermano no se dedica a esa actividad".

En la charla con Vorterix, el exfuncionario aprovechó para expresar su respaldo al acuerdo con los fondos buitres que el gobierno de Mauricio Macri pretenden que apruebe el Congreso. "La Argentina debe recomponer su relación con el mundo y debe contar con el ingreso de divisas genuinas para bienes de capital y que la industria pueda mejorar y ser más competitivo. En ese sentido, es necesario este acuerdo", analizó.

"Es la opción que nos dejó el tiempo de desgaste de la negociación con los buitres. Si uno se propone estirar más la negociación no se sabe si será más beneficioso o perjudicial", completó.

Dejá tu comentario