Lo que se dijo en el Senado

Política

EMBAJADOR CUESTIONADO

El disputado voto del pliego del confirmado embajador argentino en España, Carlos Bettini, dio para un cruce sustancioso de opiniones entre senadores oficialistas y opositores, que reclamaron revisar el criterio de designación de diplomáticos «políticos».

ERNESTO SANZ (UCR, Mendoza). Respecto de los embajadores propuestos en virtud del artículo 5° de la Ley de Servicio Exterior de la Nación, nosotros vamos a acompañar todas las nominaciones, excepto la del señor Carlos Bettini, propuesto para continuar -porque, en realidad, continúa- en la Embajada de la Argentina en España. No vamos a acompañar esta postulación, de la misma manera que no lo hicimos cuando fue propuesto y obtuvo el acuerdo de este Honorable Senado en oportunidad de asumir su cargo. Vamos a hacer nuestras hoy las mismas consideraciones que hicimos respecto del señor Bettini en aquella oportunidad. Recuerdo que su pliego tuvo un tránsito duro -por decirlo algún modo- en la Comisión de Acuerdos del Senado. En aquel entonces, no sólo hubo oposición de nuestro bloque y de algún otro senador, sino también algunas oposiciones que llegaron desde otros ámbitos institucionales del país. No lo votamos en aquel momento y no lo votamos ahora porque el artículo 5° de la propia Ley de Servicio Exterior de la Nación establece, como excepción, que el Poder Ejecutivo Nacional podrá designar excepcionalmente embajadores extraordinarios y plenipotenciarios a personas que, no perteneciendo al Servicio Exterior de la Nación, posean condiciones relevantes. Luego, el artículo continúa. Nosotros no encontramos antes, ni encontramos ahora, esas condiciones relevantes en el señor Carlos Bettinipara ocupar la Embajada de la Argentina en España. Se trata de una persona cuestionada por haber servido a los intereses españoles con su doble nacionalidad, que inclusive le evitó -por decisión propia- ejercer hasta los derechos políticos en este país, pero que no le impidió defender los intereses económicos de algunas de las empresas españolas que, hasta el día de hoy, han dejado claros daños en algunas áreas de la economía, como en el tema de las aerolíneas. Reitero, señor presidente, que así como no encontramos condiciones relevantes por el artículo en esta persona, en su oportunidad, tampoco las encontramos ahora. Por lo tanto, es el único de los pliegos que no vamos a acompañar. En todos los demás casos, vamos a votar favorablemente.

Samuel Cabanchik (ARI, Cap. Fed.). Los nombramientos políticos en el servicio exterior de la Nación producen distorsiones más allá de todos los cálculos posibles. Al respecto, señalo que alguno de los actores principales de oposición al nombramiento del señor Bettini en la embajada en España fue, por ejemplo, nuestra embajadora en Venezuela, Alicia Castro. Esto quiere decir que actores políticos enfrentados en el pasado, dada la lógica de la política, ahora son compañeros en el Servicio Exterior de la Nación. Y, finalmente, con relación a los procedimientos, reitero lo que argumenté en oportunidad del tratamiento de la ley de emergencia, en la sesión pasada. Hubo un cambio de gobierno, más allá de que nadie puede negar la continuidad de fondo. Pero sería de mayor prolijidad que los catorce nombramientos que se renuevan del Servicio Exterior de la Nación -que me corrijan si me equivoco con la cantidad- contaran con algún fundamento específico acerca de los cuatro años de desempeño que justifican honrar la excepcionalidad que fija el artículo 5°. Y digo esto, más allá del cambio de gobierno que en el medio se produjo y de que son públicas las acciones de nuestros embajadores. Pero sería deseable que en el futuro, de repetirse este tipo de contextos, se tomen en cuenta todos los elementos de juicio. En consecuencia, con todas estas salvedades y con las reservas hechas en el caso de la propuesta de renovación del cargo del embajador Bettini para la embajada en España, manifiesto que los bloques de la Coalición Cívica, del ARI y del socialismo vamos a acompañar los acuerdos pedidos por el Poder Ejecutivo.


JURAMENTOS CONSPICUOS

En la jura de los diputados nacionales que faltaban por el retraso en el escrutinio de las elecciones del 28 de octubre, los nuevos legisladores se esforzaron en innovar en juramentos. Todos apelaron a las fórmulas de comprometerse por Dios, los Evangelios, la Constitución, su propia conciencia o algunas otras que se transcriben abajo.

GLORIA BIDEGAIN (FpV, Buenos Aires): ¡Por el ejemplo y la memoria de mi padre, Oscar Bidegain, y de todos los queridos compañeros, sí, juro!

Ariel Osvaldo Eloy Pasini (FpV, Bs.As.): Por los compañeros desaparecidos y los caídos en Malvinas. (Aplausos.)

Silvia Vázquez (FpV, Bs.As.): ¡Por San Martín, Belgrano y Juan Bautista Túpac Amaru! (Aplausos.)

Juan C. Morán (ARI, Bs.As.): ¡Por la causa de los desposeídos!

Raquel «Pinky» Satragno (PRO, Bs.As.): ¡Juro por Dios, por mi Patria y por su pueblo!

Octavio Argüello (FpV, Bs.As.): ¡Juro por Dios, la Patria y el movimiento obrero organizado!

Elisa Carca (ARI, Bs.As.): ¡Y por Jorge Julio López!

Ricardo Cuccovillo (ARI, Bs.As.): ¡Juro por la memoria de mi maestro, Guillermo Estévez Boero!

Héctor Flores (ARI, Bs.As.): Para defender la cultura del trabajo y la dignidad de las personas, ¡sí, juro!

Ariel Basteiro (FpV, Bs.As.): ¡Por la clase trabajadora, por la memoria del maestro Alfredo Bravo! Jorge: ¡ Apurate, que te necesitamos!

Adela Segarra (FpV, Bs.As.): Por Evita y por los treinta mil compañeros desaparecidos, ¡Sí, juro!

Victoria Donda Pérez (FpV, Bs.As.): Por los treinta mil compañeros desaparecidos; por las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo y su lucha; por José María Donda, mi papá, y por Hilda Pérez, mi mamá, ¡Sí, juro!

Señor presidente: hace seis años, un día como hoy, miles de argentinas y argentinos daban su vida para construir el país que hoy estamos caminando. Por ello, me parece bien recordar en este momento a las treinta y cinco personas que perdieron la vida. Ellos son: Yanina García, Juan Delgado, Ricardo Villalba, Walter Campos, Rubén Pereyra, Marcelo Passini, Graciela Machado, Graciela Acosta, « Pocho» Lepratti, David Moreno, Eloísa Paniagua, Romina Iturain, José Daniel Rodríguez, Damián Ramírez, Julio Flores, Ariel Salas, Pablo Guías, Roberto Gramajo, Víctor Enrique, Eduardo Legembere, Diego Ávila, María Rosales, Daniel Mataza, Cristian Gómez, Maximiliano Tasca, Carlos «Petete» Almirón, Marcelo Riva, Diego Lamaña, Alberto Márquez, Gustavo Benedetto, Rubén Aredes, Elvira Abaca, Ramón Arapi, Luis Fernández y Sergio Ferreyra. ¡Presentes, ahora y siempre! (Aplausos prolongados.)

Rubén Ledesma (Peronista disidente, cercano al PRO pero reemplaza al pejotista Alberto Balestrini, Bs.As.): ¡Por la memoria de mi padre, por los trabajadores, por mi familia, por Perón y Evita, sí, juro!

Marcelo Fernández:, ¡Por el trabajo y la producción nacional, por las pymes argentinas!

María de los Angeles Petit (FpV, E. Ríos): ¡Por defender los derechos e intereses de un país verdaderamente republicano y federal!

Dejá tu comentario