Peña defendió el acuerdo con el FMI pero admitió que a la Argentina le "van a exigir más"

Política

El jefe de Gabinete Marcos Peña ratificó el "gradualismo"; reconoció que por el proceso de cambio la Argentina enfrenta turbulencias; elogió y criticó simultáneamente a la oposición; trató de dar un mensaje de tranquilidad a la sociedad respecto de lo que consideró "los mensajes del pasado", descartó cambios en el Gabinete y finalmente admitió que ahora "nos van a exigir más" para financiar el proceso de normalizar la economía.

En una conferencia brindada en el Salón de Pueblos Originarios, Peña no eludió responder a ningún tópico aunque llamo la atención que no diera precisiones acerca de las características del préstamo que el ministro de Hacienda, Nicolás Dujvone estaba negociando en Washington.

Tanto al principio de la conferencia como ante la última pregunta formulada por ámbito.com no dio detalles sobre el préstamo solicitado al FMI a pesar de que unos 15 minutos antes de que culmine la conferencia de Peña, la oficina de prensa de Hacienda confirmaba por comunicado oficial que se había solicitado un préstamo stand by de alto acceso. Ante la lógica sorpresa de los periodistas, ya que comenzaba a circular la información cuando aún el jefe de Gabinete estaba respondiendo preguntas se comentó que realmente el funcionario no "estaba al tanto".

Quizás la falta de información por parte de Peña puede responder a que en el Gobierno quieren "desdramatizar" el hecho de tener que solicitar un préstamo al FMI. No en vano el jefe de Ministros insistió en más de una oportunidad de que el organismo multilateral no es lo mismo. "Hay que tener mucho cuidado con los falsos rumores y la información que circula. No ha habido ningún planteo del FMI para poder condicionar o plantear esta posibilidad de tener un crédito", indicó.

Para luego recordar que "hace un mes, Lagarde vino acá y dejó un claro respaldo del proceso económico de este Gobierno y al rumbo de Macri como presidente. No es cierto que la historia se repita siempre y que estemos condenados a repetir los sucesos. Este Gobierno incorporó los aprendizajes de errores que nos llevaron a crisis", aseveró.



• Condiciones

De todas maneras, en la Rosada saben que los préstamos del FMI siempre tienen condicionamientos vinculados a la política económica. En particular en el último Artículo IV el Fondo solicitaba a la Argentina persistir en el ajuste fiscal y mantener mayor política monetaria restrictiva.

Al celebrar un acuerdo con el FMI el país se comprometerá a cumplir una serie de metas en materia monetaria y presupuestaria. Hoy ese compromiso es del Gobierno con la sociedad y los inversores. A partir de la firma con el Fondo pasará también a ser un motivo de exigencia. "Esperemos que no volvamos a tener que pedir un "waiver (perdón) por no cumplir con las metas", recordaba un especialista internacional.

El Gobierno lo sabe y quizás por esta razón Peña admitió que "nos van a mirar más, nos van a pedir más, nos van a exigir más". La reacción de los mercados hoy parece una señal clara que la desconfianza aún perdura. Explicó que esta mayor desconfianza se basa en que "hay diversos hechos que se han ido acumulando para que hoy tengamos una mayor exigencia por parte de los que nos prestan la plata para este camino de gradualismo".

Siguiendo con la intención de tranquilizar el jefe de Ministros explicó que el pedido de una línea de crédito al Fondo es para que "nos haga menos vulnerables, para no depender de una sola fuente de financiamiento", y seguramente a sabiendas que la oposición no hará fácil la aprobación del Stand By agregó que ese acuerdo será "enmarcado en una convocatoria para construir consensos entre todos los sectores políticos, empresariales, sindicales, sociales y ciudadanos".

De todas maneras quiso dar un mensaje tranquilizador y ante la pregunta de ámbito.com respecto al temor de la gente sobre los depósitos bancarios, la suba del dólar y la sensación de crisis, Peña enfatizó: "Sabemos que por estos días se ha despertado en la gente angustia por una supuesta crisis; queremos reiterarles que, a pesar de los obstáculos, estamos convencidos que esto termina en desarrollo y crecimiento".

Ratificó que el país "está en perfectas condiciones para superar esta transición sin traumas" y afirmó que "están arbitrados todos los mecanismos para cuidar el poder adquisitivo de los argentinos".

La oposición recibió por parte de Peña elogios por aprobar la Ley de Defensa de la Competencia y la Ley de Financiamiento y críticas cuando cuestionó la intención del Parlamento de modificar el aumento de tarifas. El funcionario dijo que, a su juicio, dicho proyecto "es inconstitucional" y reclamó que la "oposición no explica de dónde hay que sacar los fondos" para compensar los aumentos tarifarios.

Finalmente negó que el Gobierno tuviera alguna responsabilidad en la crisis atribuyendo su mayor efecto a la situación internacional lo que le dio pie para negar cualquier tipo de cambio de Gabinete. Es más aseguró que "en casi treinta meses de gobierno hemos evitado una gran crisis".


Dejá tu comentario