Diputados de JxC presentan proyecto para dar previsibilidad a pymes e independientes ante las restricciones

Política

La iniciativa busca determinar medidas económicas, fiscales y financieras de sostenimiento del empleo por el término en que el Poder Ejecutivo nacional disponga la restricción de actividades como medidas de prevención epidemiológica y sanitaria. 

Diputados de Juntos por el Cambio presentaron este jueves un proyecto de ley que establece un "protocolo económico" para dar previsibilidad a pymes y trabajadores independientes mientras duren las restricciones decretadas en el marco de la pandemia de coronavirus.

La iniciativa, que establece un protocolo de medidas económicas, fiscales y financieras automáticas cuando se decrete la fase 1 de “Aislamiento Social, preventivo y obligatorio” lleva las firmas de Marcelo Orrego, Cristian Ritondo, Gabriela Lena y Jorge Enríquez, entre otros legisladores.

“No se trata de elegir entre Salud o Economía, el problema es que sino se lleva previsibilidad a las pymes la cuarentena no se cumple, porque necesitan trabajar para llegar a fin de mes. Buscamos generar reglas claras para los sectores económicos más castigados por las consecuencias del aislamiento, esas reglas implican un esfuerzo compartido”, señaló Orrego.

El proyecto atiende los reclamos de las entidades más representativas. Según la Federación Empresaria Hotelera de Gastronómica de la República Argentina (FEHGRA), el sector registra la crisis más grande de los últimos 40 años con 12 mil restaurantes y hoteles que cerraron por la pandemia, mientras que, por el efecto de la primera cuarentena, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) calculó el cierre de más de 90 mil comercios, 41.200 pymes y la pérdida de más de 180 mil puestos de trabajo.

El texto del proyecto establece una serie de medidas de ejecución automática ante el ingreso a la fase 1: descuento obligatorio de los días de alquiler, previendo beneficios especiales ante la posible vulnerabilidad del propietario; ampliación de la moratoria hasta el 31 de julio de 2021; suspensión del cómputo de cargos impositivos, financieros y patronales; se habilita el crédito en descubierto sin ningún tipo de punitorio ni comisión, para cheques emitidos hasta 90 días posteriores de la finalización de cada periodo de aislamiento obligatorio.

Además, permite deducir del Impuesto a las Ganancias, la inversión neta de los salarios de los empleados que no prestan servicios por ser considerados sectores de riesgo; otorga créditos a tasa cero para el cumplimiento del pago de aguinaldos y exime del pago proporcional del monotributo durante los plazos previstos que impidan el desenvolvimiento de sus actividades.

La iniciativa también define aportes patronales por zona con una nueva fórmula de medición por desarrollo económico, distancia a puertos, densidad de población, indicadores de NBI, índice de salarios y niveles de desocupación, con el objetivo de sostener el empleo.

Por último, dispone incentivos al consumo y a los comercios de barrio como “Ahora 12” sin costo financiero por el término de un año para comercios registrados como pymes y prorroga por un año el recambio obligatorio de los controladores fiscales dispuestos por la AFIP.

Para el cobro con tarjetas, instrumenta la acreditación con un máximo de 72 hs. hábiles, terminales electrónicas sin costo y establece la eliminación del régimen de retención del Impuesto a las Ganancias y la exclusión de comisiones para las operaciones con tarjetas de débito, para las micro y pequeñas empresas de comercio y monotributistas, para poder motivar su incorporación.

Dejá tu comentario