Edición Impresa

Un debate poco útil

EDITORIAL. Los candidatos dejaron de lado el "humo" electoral y se dedicaron a discutir un tema en serio de la economía argentina.

Esta semana el público y los mercados vivieron el que quizá haya sido el primer debate en serio entre los dos grandes bloques que aspiran al poder.

El oficialismo y la oposición se trenzaron en una discusión sobre las herencias de las cuentas públicas. El puntapié inicial lo dio la oposición al mencionar que el déficit financiero que dejará Mauricio Macri llegará al 3,2% del PBI, luego de haberlo recibido en 1,3%.

El contraataque llegó pronto. Desde el oficialismo se recordó que el déficit primario heredado en 2016 (sin tomar en cuenta el pago de deuda) era de 4,2% del PBI, el que seguramente este año se reducirá a 1% o menos.

Habrá que agradecer que, por fin, los candidatos dejaron de lado el “humo” electoral y se dedicaron a discutir un tema en serio de la economía argentina.

Sin embargo, ninguno de los dos bandos expuso seriamente lo fundamental: cómo solucionarán, en serio, un problema del que ambos son igual de culpables.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario